Movilidad educativa da proyección internacional a UAEH

83
Movilidad educativa,UAEH

La Autónoma de Hidalgo recibió este semestre a 35 estudiantes de diversas entidades y países

Pachuca.- Al encabezar una reunión en honor a estudiantes que realizan movilidad en la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH), el rector Adolfo Pontigo Loyola destacó la proyección internacional que ha dado a la casa de estudios ese programa, pues así como recibe, envía estudiantes a diversas instituciones, no solo de México, sino también del extranjero.

Durante la ceremonia realizada en el club universitario Real del Monte, Adolfo Pontigo calificó a la movilidad académica como una posibilidad para los universitarios de conocer otras culturas. Agregó que la educación es fundamental en cualquier país, porque posibilita el desarrollo de una comunidad.

“Me da mucho gusto verlos aquí, que vienen de distintos países, porque es una oportunidad, de verdad inmejorable, el poder ir al extranjero para conocer qué hacen, qué comen, cómo viven, cómo se divierten, de todos se aprende mucho. Pero también las estancias en otro lugar, posibilita que uno agradezca lo que se tiene en casa”, manifestó.

Indicó que la movilidad también permite a las universidades proyectarse a través de sus estudiantes que visitan y muestran sus competencias adquiridas durante su formación profesional. “Nosotros hemos trabajado para poder ofrecer educación pública de calidad, y eso da testimonio de ser el mejor ejemplo de justicia social”.

En su turno, Rafael Cravioto Torres, director de relaciones internacionales e intercambio académico, informó que este semestre la UAEH recibió a 35 estudiantes de movilidad: 17 internacionales y 18 nacionales.

Indicó que la máxima casa de estudios de la entidad es la única institución de educación superior en el país que tiene como política enviar a su alumnado a países de no habla hispana. “Esto tiene su razón de ser, pues en la curricular académica se han incorporado asignaturas de uno o dos idiomas. El que enviemos estudiantes a un país de no habla hispana les acelera el aprendizaje de una segunda lengua”, indicó Rafal Cravioto.

“Enviamos, por año, un promedio de 200 estudiantes; de ellos, un número pequeño realiza movilidad en México. Pero, independientemente que vayan a cursar estudios en universidades mexicanas o donde hablan español, también se les exige que tengan un nivel adecuado de inglés en la convocatoria”, refirió.

Al hacer uso de la voz, Natalia Bretas, proveniente de la Universidad Federal de Lavras, de Brasil, compartió su experiencia en México, un país al que nunca pensó en visitar, pero se dijo sorprendida por la cultura que abunda, la gente y los diferentes climas.

“Estoy muy contenta de estar en esta universidad, por su infraestructura, sus clases y mis compañeros que me han tratado muy bien y he aprendido mucho, además de lo académico. Estoy muy agradecida de poder tener esta oportunidad y realizar mi sueño”, externó.

El desayuno estuvo amenizado por el grupo de cuerdas Raíces y por el mariachi cultural de la UAEH. Los jóvenes pudieron degustar platillos típicos de México, comer helados artesanales y romper una piñata.

Comentarios