HIDALGUENSES TRASCIENDEN FRONTERAS

566
Muralistas hidalguenses

José Eduardo Enríquez y Alan Andrés Reyes participaron en un encuentro en Colombia

Pachuca.- Artistas que plasmaron su arte en Murales de vida, iniciativa de la Fundación Hidalguense AC, participaron en un encuentro de muralistas en Colombia, donde dieron a conocer su trabajo.

José Eduardo Enríquez García, egresado del Instituto de Artes de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH), antes de llegar a ese país, tuvo la oportunidad, como estudiante, de entrar al programa de movilidad que oferta la institución, por lo que pudo viajar a España.

“Desde que entré al instituto tenía la curiosidad de salir del país, en la plática inductiva nos dijeron que teníamos la oportunidad de realizar movilidad, me enfoqué en eso por el movimiento de arte callejero que hay en Europa, era mi inquietud visitar, en específico, Barcelona.”

Estando en esa ciudad conoció a personas que lo impulsaron a pintar y lo invitaron a participar en la pinta de una barda, ahí, retrató a un compañero que lo ayudó a realizar dicha movilidad.

Tras su experiencia, decidió participar, junto con Alan Andrés Reyes García, en el segundo Encuentro Internacional de Muralismo y Arte Público, en Pamplona, Colombia, en la frontera con Venezuela, en donde intervinieron dos muros de aproximadamente 40 metros de largo, que era la barda perimetral de una cancha de basquetbol.

“El profesor José Luis Rodríguez Arévalo nos impulsó a participar en la materia de pintura mural, tratamos de conocer a la gente del lugar, interactuar para saber lo que se podía hacer o pintar y durante ese tiempo, Eduardo conoció a una señora que conocía a todo la gente del barrio, él eligió pintarla. Posteriormente, para darle una connotación más fuerte, la señora se acercó a sus sobrinos y generamos una composición con ambiente de familia, que era el tema principal del encuentro”, dijo Alan Reyes.

Asimismo, el joven estuvo en otro evento, que tenía que ver un poco más con el arte urbano y el grafiti, sin dejar de lado la cuestión del muralismo; en la localidad de Chiscas, ubicada en Boyacá, buscó representar la vida y el desarrollo sustentable, además del patrimonio natural que tienen.

“El hecho de llegar a un nuevo lugar y conocer otras costumbres hace que revalores todo lo que existe en el país, las oportunidades que tienes, además, la organización allá en Colombia tenía problemas, así que es como aprender de lo que se ha hecho… es un plus y una motivación para legar y generar algo aquí, que sí hay cierto apoyo”, agregó Alan.

Con el auge del muralismo que está despertando recientemente, los artistas consideran que debe evolucionar con la tecnología con la que se cuenta en estos días.

“No podemos quedarnos estancados en lo que se hizo antes, tenemos que llevarlo por otros rumbos, nuevas técnicas, ya no nada más es llegar y pintar un muro, podemos hacerlo con técnicas alternativas, el muralismo tiene impacto en el estado, en la República y fuera de ella”, aseveró Eduardo.

Finalmente, agradeció a la Fundación Hidalguense, presidida por Antonio Mota Rojas, por impulsar al alumnado a través de Murales de vida, hasta convertirse en artistas que ya dejaron huella en muros del mundo.

Muralistas hidalguenses

  • Tras su participación en Murales de vida, iniciativa de la Fundación Hidalguense AC, decidieron aventurarse y plasmar lo que otro país ofrece social y culturalmente

Comentarios