Muchos actos de denostación, zozobra, intimidación y otros embates por parte del gobierno estatal, fueron víctimas trabajadores de esta casa editorial antes y poco después de aquel 15 de abril de 2009. Nueve años después Libre por convicción Independiente de Hidalgo se muestra fuerte entre un amplio sector de la sociedad, siendo un contrapeso de la prensa tradicionalmente cooptada, mérito obtenido con credibilidad, pluralidad y objetividad. Amable lector, tiene usted en sus manos un periódico que en su corta historia ha librado grandes batallas y ha salido ileso de cada una. La clave para ello, sin duda, ha sido el profesionalismo de cada uno de quienes integran su planta laboral. Por esta razón, vaya desde este espacio un reconocimiento a cada una de las personas que aportaron su granito de arena, en sus diferentes etapas y trincheras, para que hoy Libre por convicción Independiente de Hidalgo sea un medio consolidado. Hoy cumplimos nueve años de ser un referente informativo. Un día como hoy nació El Independiente para cambiar el común denominador de los medios de comunicación en el estado. Enarbolamos, con humildad lo decimos, una prensa libre que todos los días asume su compromiso con todos los sectores de la sociedad, sin transgredir la barrera de la responsabilidad que nos confieren. A nueve años de distancia nos constituimos como una empresa que cree que hacer periodismo con calidad es posible. El certificado ISO 9001-2008 refrendado por segundo año consecutivo así lo demuestra. Por sus páginas han pasado distinguidas plumas que plasman la realidad de un México herido. En otros casos, nuestros distinguidos articulistas y columnistas nos han llenado el ojo de grandes historias que nos envuelven en el amor por las letras. Orgullosos estamos también de ser una plataforma para las nuevas generaciones de estudiantes de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH), quienes encuentran en esta casa editorial un espacio de desarrollo profesional. A nuestra comunidad lectora, suscriptores, clientes y proveedores, es larga la lista pero, desde aquí va un agradecimiento por contribuir todos los días para que este periódico, su periódico, abra camino a la excelencia. Sabemos que transitamos por la ruta correcta. No nos detendremos hasta ver un México limpio de corrupción, impunidad, violencia e inseguridad, problemas que manchan nuestra rica historia nacional. No sabemos cuánto tiempo nos lleve, lo cierto es que Libre por convicción Independiente de Hidalgo estará ahí, pugnando todos los días por un cambio real en el país y nuestra mejor arma será la honestidad de nuestra línea editorial. De filón. Reza aquel viejo y conocido refrán: el que quiera azul celeste, que le cueste. Pero en el palacio legislativo hidalguense parece que, hablando de reelección, algunos lo quieren peladito y a la boca.

Comentarios