OSUAEH conmemora autonomía universitaria

288

La orquesta interpretó piezas emblemáticas de reconocidos compositores

Pachuca.- La Orquesta Sinfónica de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (OSUAEH), dirigida por Gaétan Kuchta, conmemoró el Día de la Autonomía Universitaria con el concierto virtual Notas de Libertad, en el cual ejecutó piezas de los compositores José Pablo Moncayo, Johann Strauss y Arturo Márquez.

La gala rememoró la reafirmación de la facultad de autogobernanza de la máxima casa de estudios de la entidad, ello a través de un dictamen firmado por la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) el 3 de octubre de 2018, el cual simbolizó la consagración de una larga historia de trabajo y constituyó el antecedente más importante para las instituciones de enseñanza superior.

El repertorio inició con “Tierra de temporal” del jalisciense José Pablo Moncayo, obra inspirada en el cuento homónimo de Gregorio López y Fuentes, que narra la historia de un par de campesinos cuyas vidas se ven atadas a los designios del tiempo.

La agrupación garza continuó con la Danza húngara No. 5, de Johannes Brahms, una de las piezas que volvió al compositor alemán famoso alrededor del mundo. Posteriormente, tocó el turno de Tritsch-tratsch-polka y Annen-polka, de Johann Strauss hijo, que mantienen un espíritu festivo de una época llena de añoranzas.

Tras la algarabía, la embajadora cultural de la máxima casa de estudios de la entidad hizo gala de su ejecución con la “Marcha húngara”, que forma parte de la ópera La condenación de Fausto, del músico francés Héctor Berlioz, uno de los grandes exponentes del romanticismo, y basada en la aclamada novela de Johann Wolfgang von Goethe.

La velada dio un giro con el Danzón no.2, de Arturo Márquez, un tributo sinfónico a los ritmos que inundaron los salones de baile de la Ciudad de México. La pieza compuesta tras un viaje a Malinalco por el propio autor, quien era acompañado por la bailarina Irene Martínez y el pintor Andrés Fonseca, busca acercarse de manera respetuosa a la vez que emotiva a la música popular.

Un aire a tradición musical, agave y algarabía se hizo presente en el aula magna Alfonso Cravioto Mejorada con “Sones de mariachi” de Blas Galindo, en el cual las obras populares el “Son de la negra”, “El zopilote” y “Los cuatro reales” fueron interpretadas por la orquesta.

La velada concluyó con Huapango, de Moncayo, poema que utiliza la tradición musical de la Huasteca para evocar la riqueza cultural y territorial de México, donde la algarabía fluye en cada aliento, percusión y cuerda tocada.

Comentarios