Padre de Lozoya pactó la entrega de su hijo

378
hijo

Entabló diálogo con la fiscalía y ofreció información al MP con la condición de otorgarle beneficios a su hijo

Ciudad de México.- Emilio Lozoya Thalmann, padre del exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), pactó en diciembre la entrega de su hijo y operó las negociaciones con la Fiscalía General de la República (FGR), revelaron fuentes de la dependencia a La Jornada.

La nota firmada por Gustavo Castillo García refiere que la negociación con la fiscalía fue parte de la estrategia trazada por los abogados de Emilio Lozoya, el jurista español Baltasar Garzón y el exsubprocurador de Derechos Humanos de la extinta Procuraduría General de la República (PGR), Miguel Ontiveros.

Lozoya Thalmann, quien fue secretario de Energía y director del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) durante el gobierno de Carlos Salinas de Gortari, entabló diálogo con la fiscalía desde la segunda quincena de diciembre y ofreció información al Ministerio Público con la condición de que otorgaran beneficios para el exdirector de Pemex.

La fuentes citadas por La Jornada detallaron que las negociaciones y encuentros fueron realizados en la sede de la FGR, ubicada en Ciudad de México, y participaron funcionarios de primer nivel de la dependencia como el titular de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delitos Federales (SEIDF) Juan Ramos López, y el encargado del área que dirigió la conclusión de la investigación del caso Odebrecht y la denuncia presentada por la compra de Agronitrogenados.

Los funcionarios dijeron a La Jornada que los representantes de Lozoya hicieron llegar información a la FGR que serviría para iniciar carpetas de investigación por corrupción contra políticos y exfuncionarios, y por ello llegaron a un acuerdo que abre la posibilidad de disminuir la pena que podría alcanzar el exfuncionario y que el MP federal se desista de la acción penal en su contra y de las imputaciones contra su hermana y esposa.

Emilio Lozoya permanece detenido y custodiado en el hospital Ángeles del Pedregal, donde es atendido por anemia, debilidad corporal y problemas en el esófago.

El que fuera director de Pemex entre 2012 y 2016 es acusado de recibir 10.5 millones de dólares en sobornos de Odebrecht y participar en un fraude de 280 millones de dólares por la compraventa de una planta de fertilizantes.

Según ha trascendido, Lozoya aceptó ser extraditado a México con grabaciones que implicarían a varios políticos en tramas de sobornos para aprobar la reforma energética impulsada en el sexenio de Enrique Peña Nieto.

Fuentes detallaron que las negociaciones y encuentros fueron realizados en la sede de la FGR, en Ciudad de México, y participaron funcionarios de primer nivel de la dependencia

Comentarios