País fuera de control

284
Avatar

Ricardo Raúl Baptista González

*México sumido en grave crisis
*Enrique Peña Nieto debilita a las instituciones

Catalogado por el Instituto Internacional de Estudios Estratégicos (IISS, por sus siglas en inglés) de Londres como el segundo país que vive una situación de violencia que ha dejado más de 23 mil muertes –hasta 2016–, después de la devastada Siria –país que vive una guerra civil impuesta por Estados Unidos y sus aliados–, el gobierno mexicano ha sido incapaz de detener la vorágine de violencia que hay a lo largo y ancho del territorio; este gobierno que dice combatir al crimen organizado deteniendo algunos capos, sin embargo, estos crecen, se multiplican y tienen control sobre vastos territorios, asolando a la población. Así vivimos hoy la mayoría de los ciudadanos y lo único que el presidente Peña Nieto está logrando es despertar a un pueblo cansado de sus ineptitudes.
Cómo es posible que el primer mandatario del país se burle de la gente con declaraciones absurdas como: “la corrupción es un asunto cultural”; “no hay chile que les embone”; “los problemas son solo una percepción”; “quienes digan que vivimos en un país que está en crisis, crisis es seguramente lo que pueden tener en sus mentes, porque no es lo que está pasando”; o “las Fuerzas Armadas están siendo ofendidas injustamente”; que “las reformas estructurales están dando buenos resultados”; “el gasolinazo fue por la variación del dólar y no es inflacionario”; y toda una serie de declaraciones que pretenden minimizar lo grave de la realidad que vive nuestro país.
Este gobierno es de grandes fracasos como nunca en la historia reciente, pues no solo está poniendo en riesgo a las instituciones del Estado mexicano, ya que no es solo la población o los críticos quienes piden que se modifique de raíz esta guerra de combate a la delincuencia organizada y que las Fuerzas Armadas se retiren gradualmente a sus cuarteles. No se les “ataca o se les denigra”, por supuesto que no, la necedad de continuar la estrategia fallida iniciada por Felipe Calderón no ha dado resultados y lo único que ha propiciado es el desgaste de dos instituciones importantes como es el Ejército y la Marina de nuestro país, quienes son respetados por los ciudadanos, en contraste con el repudio que hoy se manifiesta hacia esta casta política voraz y deshonesta que solo ve al país como un gran botín.
El verdadero destructor de las instituciones es quien hoy gobierna, solo veamos como las instituciones del gobierno son usadas no para cumplir un mandato constitucional de buen gobierno, sino que son encabezadas por mediocres políticos que están solo al servicio de sus intereses y de sus socios políticos y empresariales; vemos también como la democracia está pervertida, pues es la partidocracia la que decide quién ocupa cargos tan importantes para la vida democrática e institucional del país, tales como la PGR, el INE, la Fepade, el TRIFE, la Suprema Corte de Justicia, el INAI, la Fiscalía Anticorrupción, entre muchos etcéteras; instituciones a las que llegan grises personajes, dóciles defensores de un sistema en decadencia y prestos a servir a estos intereses, no a la ciudadanía, carentes de autonomía y en muchos casos seriamente cuestionados.
Este 2017 está siendo una verdadera pesadilla, vemos como el jefe del Ejecutivo en sus intervenciones y mensajes de fechas como el 18 de marzo, día que se conmemora el aniversario de la expropiación petrolera; el primero de mayo, día los trabajadores; 10 de mayo, Día de las Madres; y el 15 de mayo, Día del Maestro, sus discursos son vacios, frívolos y de gran triunfalismo, rodeado de líderes charros enriquecidos, de acarreados y de aplaudidores, mientras miles de trabajadores marcharon en el país exigiendo democracia y salarios justos; en el caso de las mamás, miles de ellas con hijos desaparecidos salieron también a manifestarse junto con los padres de los 43 estudiantes de Ayotzinapa exigiendo justicia; de igual modo los maestros democráticos salieron a las calles para exigir la reinstalación de cientos de profesores despedidos y muchos de ellos perseguidos y encarcelados por luchar por sus derechos, quienes reiteraron su rechazo a la reforma educativa.
Los peores mensajes están en el asesinato, en el Día de las Madres, de Miriam Rodríguez, activista por los derechos humanos y por los desaparecidos, mujer cuya hija fue encontrada en una fosa en Tamaulipas gracias a sus propias investigaciones; otro asunto grave es el ataque y despojo de sus pertenencias a periodistas en el estado de Guerrero y el aún más grave el día lunes 15, el aberrante crimen contra el corresponsal de La Jornada en Sinaloa, Javier Valdez, hechos que se suman a tantos más de muertes y desapariciones de luchadores sociales y activistas. Este no es el país que queremos para nuestras familias, tampoco es el gobierno que queremos, hoy la institución más debilitada es la presidencial, pues no solo ha mentido al pueblo, sino que ha entregado nuestro patrimonio energético y nos ha impuesto una regresión democrática, una debacle económica, política y social, solapando la corrupción y la impunidad… ¡Es la hora del despertar de los ciudadanos y actuar para recuperar a nuestro querido México!

No votes yet.
Please wait...

Comentarios