Tlahuelilpan.- En reciente reunión con el procurador estatal Raúl Arroyo, el presidente municipal de Tlahuelilpan Juan Pedro Cruz Frías solicitó agilizar las investigaciones contra del exedil Jaime Moreno y dar seguimiento a la carpeta abierta por daño a la propiedad, ultrajes, lesiones y lo que resulte derivado de un intento de linchamiento ocurrido en marzo.

El edil recordó que existe una demanda contra su antecesor por más de 20 millones de pesos por obras no recepcionadas, terminadas o duplicadas, entre ellas la del dren pluvial mal construido, lo que pone en riesgo a la población, sobre todo en época de lluvias.

Al respecto, el alcalde precisó que al inicio de su administración fueron detectadas varias irregularidades, por lo que decidieron iniciar una carpeta de investigación con el fin de deslindar responsabilidades.

En el caso del dren, rememoró que existe una observación por parte de la Auditoría Superior del Estado de Hidalgo (ASEH) por 13 millones de pesos.

Además, declaró que cada dependencia pública tiene una función; en el caso del municipio, refirió que era su obligación dar a conocer a las instancias correspondientes ese tipo de irregularidades.

Por ello, hace unos días al reunirse con el procurador estatal, cuando fueron entregados los restos de los desaparecidos por la explosión del 18 de enero, el alcalde aprovechó para preguntarle sobre el avance en dichas investigaciones.

Además, de acuerdo con lo explicado a Libre por convicción Independiente de Hidalgo por la síndica municipal Zurisadai Hernández Agustín, fue iniciada la carpeta NUC 10 2019 479 por daños a la dirección de Seguridad Pública y agresiones al edil.

Lo anterior, luego que el 28 de marzo un grupo de personas intentó consumar un
linchamiento, por lo que la dirección de Seguridad Pública resultó dañada y el edil fue agredido cuando intervino para intentar calmar a la turba que golpeaba a un sujeto.

Por ello, el primero de abril asistieron a la agencia del Ministerio Público (MP) para iniciar una carpeta de investigación por el daño a dos unidades de Seguridad Pública municipal cuando un grupo de personas intentó sacar de las galeras a un sujeto.

En esos hechos también resultó destruida la puerta de acceso a las galeras, además de registrar destrozos al interior del inmueble. Aunado a ello, dos sujetos golpearon al edil cuando este trataba de disipar a la muchedumbre que agredía al detenido. Los agresores ya fueron identificados.

Según la síndica, los gastos por los daños ascienden a 60 mil pesos, pues las unidades fueron arregladas y hace unos días presentaron en el MP las facturas por ello. Además, el 3 de mayo acudieron a ampliar la declaración, por lo que el edil también solicitó al procurador estatal agilizar el proceso, sobre todo para respaldar la gobernabilidad.

Comentarios