Joseph Cannataci dijo que corren peligro si caen en manos equivocadas

Ginebra.- El relator de Naciones Unidas sobre la intimidad Joseph Cannataci manifestó su “grave preocupación” por la decisión del gobierno ecuatoriano de entregar a la justicia estadunidense las pertenencias personales del fundador de Wikileaks Julian Assange, detenido desde el 11 de abril en Londres.

“El derecho a la privacidad, otros derechos humanos, y especialmente la libertad de expresión, corren peligro si parte del material de Assange cae en manos equivocadas”, destacó Cannataci en un comunicado, en el que detalló que también debería garantizarse la protección de ciertas fuentes confidenciales y denunciantes.

El relator se mostró “decepcionado por la falta de respuesta oportuna del gobierno de Ecuador” después de que se ofreciera a proporcionar la asistencia de expertos imparciales para supervisar el registro de las habitaciones de la embajada en Londres en las que vivió Assange durante casi siete años.

A petición del Departamento de Justicia de Estados Unidos, el gobierno ecuatoriano decidió registrar el 20 de mayo esas habitaciones de la embajada, confiscar sus documentos, teléfonos, dispositivos electrónicos y memorias para entregarlos a las autoridades de Washington.

Comentarios