Pachuca.-

Luego del incendio ocurrido el sábado en el tiradero a cielo abierto en Mineral de la Reforma, la alcaldía informó que ya existe una denuncia por daño ambiental que presentó la delegación en Hidalgo de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), misma a la que darán seguimiento para castigar a quien resulte responsable por dichos hechos.
Al respecto habló la síndica jurídica Johana Monserrat Hernández, quien dijo no tener conocimiento sobre las acciones de clausura que realizaría dicha dependencia en el relleno, pese al documento que presentó a los medios la directora del área jurídica de la secretaría Nadia Reyna Camacho, en donde consta el sello de recibido del ayuntamiento con fecha del 14 de marzo.

Asimismo, comentó que posiblemente en breve sesionará el cabildo de la Reforma para tratar el tema que calificó de urgente, pues aseguró que lo más importante para la administración municipal es velar por la salud de los habitantes y evitar más afectaciones al medio ambiente.
Además, el gobierno municipal envió un comunicado en donde externó su reconocimiento y agradecimiento por “la suma de voluntades de las corporaciones de Protección Civil y Bomberos de Epazoyucan y Pachuca, que se sumaron a los trabajos para combatir el incendio, así como el apoyo de maquinaria de gobierno del estado y bombas de agua de Caasim (Comisión de Agua y Alcantarillado de Sistemas Intermunicipales)”.

E indicó que hasta la tarde de ayer las labores continuaban a cargo de la dirección de Protección Civil de Mineral de la Reforma y personal de la dirección de servicios municipales bajo el mando del comandante Elías Corona de la Torre.
En febrero, la administración de ese municipio decidió revocar el contrato que tenía con la empresa Valorización de Residuos Sólidos Urbanos de México (Valorsum), quien estaba a cargo del relleno; desde entonces, el edil expuso que licitarían la concesión del tratamiento de los residuos a otra empresa, sin embargo, hasta la fecha sigue sin conocerse quién realizará el trabajo.

No obstante, a mediados del mes pasado el alcalde declaró que la administración había dejado de pagar a Valorsum por sus servicios luego que la empresa no cumplía con lo estipulado en el contrato, por lo que ahora trasladaban los residuos a una planta en Santiago Tulantepec; sin embargo, ayer durante las acciones de suspensión las autoridades de Semarnat refutaron que los desechos eran tirados en la parte trasera del relleno y el municipio estaba “haciendo tiradero de basura por todas partes”.
Anteriormente, el edil también expresó que si los residuos tenían o no tratamiento era responsabilidad de la empresa, pues el municipio cumplió en su momento con llevarlos a la planta, por lo que sería esta quien debería acatarse a las medidas o sanciones que impusiera la Semarnat.

Comentarios