Hasta con siete años de prisión y 600 días de multa a reincidentes

Pachuca.-Aumentar la pena hasta con siete años de prisión y 600 días de multa a reincidentes en el incumplimiento del pago de la pensión alimentaria, propuso la diputada local de Morena Noemí Zitle Rivas en su iniciativa de reforma al artículo 123 del código penal estatal.

Zitle Rivas indicó que en Hidalgo así como en casi todo el país, muchas de las personas que deben de cumplir obligaciones de este tipo no lo hacen, en la mayoría de las ocasiones porque dicen no tener los recursos para solventarlas.

En su exposición de motivos, detalló que muchas personas no denuncian el incumplimiento de las obligaciones alimentarias por distintas razones y las que denuncian en ocasiones se ven afectadas en el sentido de que los deudores no son constantes en el pago de la pensión.

“Uno de los motivos de lo anterior es que las sanciones por incumplir no son lo suficientemente elevadas. Por ello, el objetivo de esta reforma al código penal es aumentar las sanciones a quienes incumplan de forma reincidente”, apuntó Zitle Rivas.

Añadió que si existieran medidas más drásticas para quienes incumplen en más de una ocasión sus obligaciones alimentarias “podríamos reducir el índice de quienes no reciben pensión en tiempo y forma como lo marca la ley”.
“En el Estado de México el código penal ya contempla un aumento de la pena al doble en caso de reincidencia del no pago de la pensión alimentaria”, apuntó la legisladora morenista por el distrito 15 de Tepeji.

Subrayó que el derecho a recibir alimentos no es renunciable, transferible, ni puede prescribir, es por ello que si alguien que tuvo que haber recibido alimentos no le fueron proporcionados, tiene por ley el derecho de exigirlos en cualquier momento que lo requiera.

Comentarios