Proyectan daños por traslado de jales

1283
jales
Los desechos ascienden a 120 millones de toneladas

Pachuca

Integrantes del movimiento opositor al Proyecto Pachuca presentaron ayer en conferencia de prensa los daños que causaría al medio ambiente el traslado de los jales de la capital del estado y Mineral de la Reforma a Epazoyucan.
De acuerdo con la asesoría técnica de especialistas en la materia, los desechos arenosos que dejó la actividad minera-metalúrgica a lo largo de cinco siglos ascienden a 120 millones de toneladas, las cuales en épocas de viento son aspiradas por las personas, provocándoles enfermedades respiratorias.
Explicaron que a la toxicidad en los jales se suma la contención de metales pesados como el plomo, arsénico y cadmio.
Además de exponer los daños que podrían causar los metales, el movimiento opositor sugirió a los gobiernos estatal y federal utilizar tiosulfato en lugar de cianuro para la recuperación de la plata en los escombros.
Transformar los jales en materiales alternos para construcción y regresar los desechos arenosos a socavones y túneles de minas en forma de pulpa fueron otras de las recomendaciones.
El movimiento concluyó que no es recomendable mover los jales de sitio, ya que el traslado provocaría inmensas nubes de polvo por la ciudad; además, el asentarlos en una presa de jales en Epazoyucan provocaría contaminación en la demarcación.
“El problema de contaminación sería permanente en Epazoyucan, y los metales pesados una amenaza latente”, finalizó el movimiento.

jalesProyecto Pachuca

Yolanda Ubilla, integrante de la Asociación por la Protección de la Tierra y Bienestar de Epazoyucan AC, recordó que el Proyecto Pachuca es un paquete de contaminación para su municipio y parte de Zempoala.
Explicó que el proyecto prevé cuatro puntos principales que afectarían a medio ambiente en Pachuca y Epazoyucan.
El primero, el traslado vía ductos de las más de 100 millones de toneladas, después la instalación de una planta de tratamiento, la cual requerirá gran cantidad de agua.
Otro punto es el asentamiento de los jales en una presa, de la que deberán desviar agua de un arroyo.
Por último la membrana deberá durar cinco años, sin embargo con el asentamiento de los jales ésta se deteriorará e irá directamente al manto acuífero del sistema Cuautitlán-Pachuca.
La asociación informó que está en trámite un diálogo con el actual gobernador, de quien esperan una pronta respuesta.

Metales y sus daños

  • Plomo Alteración del sistema nervioso
  • Arsénico
    Al menos cinco variedades de cáncer

Comentarios