La gala abrió con la presencia de la violinista polaca Erika Dobosiewicz

La primera temporada de la Orquesta Sinfónica de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (OSUAEH) llegó a su fin ayer con el concierto Gran cierre sinfónico.
La gala abrió con la presencia de la violinista polaca Erika Dobosiewicz, invitada especial que ejecutó el Concierto para violín de Johannes Brahms. Recientemente la artista concedió una entrevista para Libre por convicción Independiente de Hidalgo, donde comentó que ésta era la primera vez que compartía escenario con la OSUAEH.
De acuerdo con la violinista, la pieza de Brahms se ubica como una de las más grandes para violín del siglo XIX junto con las obras de Beethoven y Mendessohn. Se caracteriza por un notable sentido del balance entre solo y la riqueza orquestal.
La interpretación, junto con los músicos de la orquesta bajo la batuta de Gaétan Kuchta, se llevó la ovación de un aula magna llena casi por completo.
Luego del intermedio, la sinfónica de la Autónoma de Hidalgo regresó con La noche de los mayas, partitura fílmica del compositor Silvestre Revueltas, cuya película se estrenó el 7 de septiembre de 1939 en la Ciudad de México.
Para el director artístico de la orquesta fue la primera vez que dirigió esta obra a la que considera una de las piezas magistrales que tiene México en su repertorio.
La música es muy característica del cine épico, destacando por la orquesta las discrepancias y ritmos salvajes en el último movimiento; durante su ejecución explora en las formas primitivas con energía.
Al finalizar el concierto y tras una ovación de pie de las y los asistentes, la directora administrativa Thais Flores Peza agradeció a nombre de la propia orquesta, del presidente del Patronato Gerardo Sosa Castelán y del rector de la casa de estudios en Hidalgo Humberto Veras Godoy, la presencia del público durante toda la primera temporada de este año.
Gaétan Kuchta expresó para este diario la emoción de la OSUAEH y de las y los asistentes, así como el compartir el concierto con Erika Dobosiewicz.
“Estuvo espectacular, una emoción por el aula llena, llena de emoción con una grande solista, la conexión fue muy fácil, cuando ella ensayó por primera vez con nosotros fue muy fácil porque ella sabe qué quiere, es una grande solista, es como un maestro, si sabe qué es lo que quiere, sabe ensañar muy bien.”
Dijo que esta temporada le deja conocer muchas personas, no solo de edad, sino de actitud.
“Es otro público, otra orquesta, hoy estuvo lleno y espero que siga así en la siguiente temporada.”
La Orquesta Sinfónica de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo volverá el 29 de julio con la segunda temporada de conciertos de este año.

Dato

El evento tuvo en su repertorio Concierto para violín de Johannes Brahms y La noche de los mayas de Silvestre Revueltas

Comentarios