Pachuca.- Fue desechada una propuesta del diputado federal Fernando Moctezuma que exhorta a la Secretaría de Energía a poner en marcha de manera inmediata un programa de actualización de la central termoeléctrica Francisco Pérez Ríos, en Tula, que permitiría reducir la contaminación.
El documento, el cual reseña que el complejo cuenta con cinco unidades generadoras de energía eléctrica e inició sus actividades el 27 de septiembre de 1975, fue canalizado a la comisión de energía de San Lázaro, misma instancia legislativa donde fue sepultado.
Actualmente es la tercera central con mayor capacidad efectiva en el proceso de generación eléctrica en el tipo de vapor convencional, solo por debajo de las centrales termoeléctricas Plutarco Elías Calles y Adolfo López Mateos.
Derivado de la reforma energética impulsada por el Poder Ejecutivo federal, se plantean proyectos con visión al 2024 para la central termoeléctrica que se resumen en tres importantes rubros.
Mejorar la economía de las familias con el uso de combustibles económicos como el gas natural. La central podrá ofertar energía eléctrica con bajo costo, dando lugar a una competencia directa entre productores durante la cual el mayor beneficiado será el consumidor final.
Otra meta es aumentar la inversión y los empleos. Durante el desarrollo de los proyectos establecidos se crearán nuevas y mejores oportunidades de hasta 15 mil empleos en el periodo 2019-2024.
Ello permitiría dar mayor oportunidad laboral a la población de municipios como Tepeji, Atitalaquia, Tlahuelilpan, Atotonilco y Tlaxcoapan. Además de reactivar la economía de los negocios cercanos al lugar, aportando una derrama económica de cerca de 128 millones de pesos anuales por concepto de pago de servicios tales como hotelería, alimentación y transporte.
Finalmente, otra de las propuestas planteadas en la reforma energética es la reducción de emisiones a la atmosfera. Una de las partes más relevantes del proceso de generación de energía eléctrica con el uso de gas natural es la disminución de emisiones a la atmósfera, ya que se dejaría de emitir cerca de un millón 847 mil 37.36 toneladas al año de dióxido de carbono.
El dictamen apuntaba que una vez concluido cada uno de los proyectos, la central aportaría 61.83 por ciento de energía necesaria por la región centro del país, por lo que se daría la confiabilidad y disponibilidad requerida por el Sistema Interconectado Nacional.
Para acelerar estos proyectos, el diputado por el distrito cinco con cabecera en Tula presentó un punto de acuerdo para exhortar al titular de la Secretaría de Energía a poner en marcha de manera inmediata un programa de actualización de la central termoeléctrica Francisco Pérez Ríos, el cual fue desechado.

Comentarios