El tiro de gracia a las nonatas reformas estructurales del peñato tenía que correr a cargo de uno de los felones emblemáticos del sistema toluquita: el exsecretario particular de Alfredo del Mazo González –quien es el encargado de los enjuagues financieros de los atracomulcas en paraísos fiscales del exterior–, el famoso güero de rancho Gerardo Ruiz Esparza.
El mismo personaje que ha asolado los bolsillos de los proveedores de la administración atracomulca, con una fiereza digna de mejor causa, al exigir sus moche$ de 25 por ciento por adelantado, hágase o no se haga y en rigurosas maletas de efectivo. No acepta cheques, tarjetas, puentes financieros de intermediarios, escrows, ni abonos.
El güero de rancho, fiel a su obsesión económica enfermiza, acaba de asesinar en la cuna la mentada reforma estructural en telecomunicaciones, al adjudicar de una manera tramposa y sucia el contrato para desarrollar la red compartida en favor de un consorcio fantasmagórico que contraviene, de entrada, todas las promesas ofrecidas por el peñato de respeto a los supuestos constitucionales en la materia.

Favorecieron a su “favorito”: un raro Grupo Altán

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes, la misma que adjudicó el fallido tren bala México-Querétaro a la constructora de la familia Salinas de Gortari y al Grupo Higa, con el fin de desplazar ilícitamente a la empresa oriental que había cumplido ampliamente con las bases del concurso, volvió a la palestra para regar el tepache.
No conforme con haber provocado un conflicto internacional de considerables dimensiones con aquella decisión que tuvo un costo adicional para nuestros bolsillos –igual que el fracasado lanzamiento de un satélite mexicano en Kazajistán– ahora desacreditó a la empresa mexicana Rivada, que había cubierto todos los requisitos, más el de cobertura amplia, para adjudicarlo al funambulesco consorcio Altán, que solo en su casa lo conocen, pero donde están metidos oscuros intereses extranjeros y locales.

El clásico sabadazo en la adjudicación del contrato

Si los toluquitas habían prometido en sus documentos y en la voz de sus jilgueros en las cámaras de Senadores y Diputados que la reforma estructural en telecomunicaciones era para asegurar los beneficios del espectro radioeléctrico, y la cobertura universal de las políticas de inclusión digital, esta adjudicación demuestra que las intenciones van por otro camino, muy distinto y contradictorio.
El pasado 17 de noviembre, principio del “buen fin” del año, inicio del túnel informativo adecuado por el puente vacacional, fieles al principio del sabadazo, los miembros del comité de adjudicación asestaron la puñalada mortífera a la única estructural que le faltaba comprobar a cielo abierto y con el desaseo correspondiente: la inutilidad pública de las reformas del peñato y el fracaso total del llamado Pacto por México.
La muy escasa transparencia de SCT e Ifetel

Solo que se trata de aprovechar una infraestructura que a usted y a mí nos ha costado la muy respetable cantidad de 7 mil millones de dólares y, si esto fuera poco, la adjudicación del güero de rancho Ruiz Esparza a un consorcio fantasmal terminará financiándose con nuestros impuestos, toda vez que Altán está capitalizada por la banca estatal, como está suficientemente comprobado.
El consorcio Altán, construido exprofeso por los socios mayoritarios, la casa Morgan Stanley, de Nueva York, y el Fondo México-China, que administra fondos presupuestarios de mexicanos por una suma nada despreciable de mil 200 millones de dólares; y como socios minoritarios al IFC, brazo financiero del Banco Mundial, y al coyote español, nacido en Cartagena, Eugenio Galdón Brugarolas, quien –de acuerdo con la Wikipedia– “dirigió algunos de los mayores grupos de comunicación españoles (Cadena Ser, Grupo Prisa, Cadena COPE). Desde 1992 es presidente y accionista mayoritario de Multitel, grupo empresarial que él mismo fundó para invertir en proyectos relacionados con medios de comunicación y telecomunicaciones en España siendo ONO, vendida en marzo de 2014 a Vodafone por 7.200 millones de euros, el resultado más evidente de este esfuerzo inversor”. Todos ellos, auspiciados con recursos provenientes de impuestos nacionales, serán los beneficiarios de este nuevo negocio de los toluquitas.
Desde luego, ni el flamante Instituto Federal de Telecomunicaciones, ni la Secretaría de Comunicaciones y Transportes transparentaron jamás quiénes eran, ni lo que representaban los ganones de los contratos adjudicados; mucho menos, quiénes los iban a financiar en sus gestione$.

Las “estructurales”, puras mamarrachada$

Otro asalto en despoblado de los atracomulcas. Se suma al desastre que han provocado en el sector energético, donde se enriquecieron Lozoyita y Ochoa Reza, hoy líder impoluto (jejeje) del partido tricolor, en el educativo, donde todavía no pueden sacar un plan de estudios para los niños de primaria, en el laboral, donde acabaron con las organizaciones sindicales y los derechos públicos de asociación… la hacendaria, que acabó enemistando al sector productivo con el gobierno y en la que, para saciar las ambiciones de Luis Videgaray, la de competencia económica, que ha fortalecido el poder monopólico de los valedores del régimen toluquita, la de transparencia administrativa, que ha ido de fracaso en ridículo, lo que todo mundo corrobora.
Puras mamarrachadas al gusto de los “intrépidos” reformadores atracomulcas, que siguen acumulando delitos en su abultado expediente criminal de ilícitos cometidos contra los intereses del pueblo mexicano. Que siguen hurgoneando los entresijos de las Cámaras, que avergüenzan cotidianamente al respetable.

Un “bisne” con dinero de Afores y de nuestros impuestos

Cuando se dieron cuenta que la empresa mexicana Rivada no estaba manca e iba a interponer ante tribunales federales todo tipo de juicios e inconformidades en defensa de la violación de sus garantías, el Actor, como gusta que lo apoden el güero de rancho que dizque por su parecido con Richard Gere, respondió molesto que la agraviada era su secretaría, por el desatino de ser acusada de parcialidad delictuosa.
¡El burro hablando de orejas! Basta leer las minutas de las sesiones que mandó fabricar en el flamante Instituto Federal de Telecomunicaciones para enterarse de cómo cargaron los dados para favorecer a Miguel Escobedo y Eugenio Galdón, los coyotes de la transnacional Altán.
En la reproducción de las sesiones, se constata que el consorcio Altán está integrado por accionistas que buscan servirse de dinero que desafortunadamente controla el gobierno y que proviene, en gran medida, de impuestos y de las afores sustraídas a los trabajadores mexicanos, hoy en bancarrota.
Hablamos de fondos presupuestarios de Nacional Financiera, que hoy dirige el experto salinista en saqueos a los trabajadores y ahorradores, Jacques Rogozinski, de ingrata memoria para la empresa paraestatal mexicana, a la que remató y subastó en precios ridículos, desmantelando el aparato público.
Bancomext, que para todo ha servido, menos para impulsar el comercio exterior, capitaneada por Alejandro Díaz de León; Banobras, que dirige Abraham Zamora (como usted podrá ver, dos personitas que no tienen absolutamente nada que defender, menos qué perder), y el Fondo China-México, que succiona un tal César Urrea (?), pero que maneja mil 200 millones de dólares en cash, ¡de los cuales ya había invertido 200 millones en Citla Energy!

Cartel, construido contra el pueblo, con el dinero del pueblo

Todo un cartel, construido contra el pueblo, con el dinero del pueblo. Pero eso no es todo, también participarán, al lado del consorcio Altán, CKD Infraestructura México, que está levantando dinero de los trabajadores a través de sus afores, Banorte, del toluquita Carlos Hank, que se dedica a lo mismo… Pensionissste, Banamex y Profuturo GNP, del pobre Alberto Baillères, coyote petrolero de las rondas atracomulcas, recientemente homenajeado por los senadores que le impusieron la “Medalla Belisario Domínguez”, agradeciéndole este tipo de servicios a la patria. Todos, amafiados para quedarse con la carísima infraestructura nacional del espectro radioeléctrico. Por si faltara algo en esta demolición del país.

Y el mamarracho IFT avala este otro atraco

Como fin de fiesta, las palabras de Gabriel Contreras, el encargado del IFT, para darle la razón al consorcio Altán: “En materia de competencia económica debe cuidarse el riesgo de la concentración. Como todavía no consta ese supuesto, Altán tiene mi voto de calidad”‎. ¿Cómo se puede catalogar a este mamarracho?
‎¿Para esto querían sus reformas estructurales? ¿Solo para robar y robar?
¿Usted qué cree?

Índice Flamígero: Ya se supo por qué Gerardo Ruiz Esparza no usa la flota aérea de Juan Armando Hinojosa (Grupo Higa), la muy solicitada Eolo Plus, como aquí le platiqué hace unas semanas. Resulta que él ha venido usando, como si fuera propio, un Constellation propiedad de Luis Carlos Castillo Cervantes (a) El rey de los dragones, a quien las autoridades estadounidenses recién detuvieron y procesan en Texas. Hay bitácoras de vuelo disponibles en el aeropuerto de Toluca. + + + Castillo Cervantes, por cierto, es la punta de una enorme madeja de corrupción que involucra a gobernadores de todos los partidos y funcionarios federales. Su detención desatará una tormenta política en México de proporciones catastróficas, de la que parece ya habría sido advertido el muchacho de Atracomulco en una llamada telefónica que recién le hiciera Barack Obama a Los Pinos. ¿Es la venganza de los demócratas por el apoyo –involuntario y todo, cual siempre le sucede– a Donald Trump? + + + Vaya lío doméstico el que se le armó a Enrique Peña Nieto con dos de los más asiduos visitantes a Los Pinos. ¿A qué grado y “profundidad” ha llegado la relación con Claudia Ruiz Massieu y –que no se nos olvide– Salinas de Gortari, qué su “jefe y amigo” tuvo que salir al quite en Guaymas, Sonora, “a propósito de pedo”, para aclarar que Luis Videgaray Caso no está involucrado en los temas con Trump, como él mismo lo había filtrado a un diario de la capital? Lo cierto es que Videgaray ve y maneja a EPN a diario y a todas horas con la oposición y guerra abierta, despiadada y dura de la dupla Miguel Ángel Oso…rio Chong y la cancillera (sic) también llamada por sus pares Rideaux de grosse dame. Ella, desde luego, se siente muy vulnerable por su incompetencia, peeeeeeero más porque el destino natural del exsecretario de Hacienda es la SRE, ya que de ninguna manera lo van a exponer al filtro del Senado para enviarlo a Washington como embajador. Puede más la amistad desarrollada en “la íntima intimidad” de Claudia con Enrique. ¡Hasta Videgaray “se la pela” ante la fuerza, control e influencia de la Ruiz Massieu ante EPN! Y claro, al final del día, todo esto ante el regocijo de Oso…rio Chong. ¡Tremendo lío doméstico, pues! + + + Y cambiando abruptamente de tema, El poeta del nopal nos obsequia hoy un epigrama que se volverá memorable: “Aquí está La Candidata, / invento de Televisa, / que al parecer idealiza / a una persona no grata; / la suspicacia desata, / y es decir demasiado, / de un pueblo domesticado / como ganado vacuno, / el PAN para el desayuno / ¡puede que esté caducado!”. Gracias don Alfredo Álvarez Barrón.

www.indicepolitico.com
[email protected]
@pacorodriguez

Comentarios