Rosario de los Milagros
Ruiz Ortega
Patricia Vence González

En nuestra experiencia como docentes podemos describir lo que significa no solo ser maestros, sino un profesor que innova, crea y va más allá de un espacio físico, un profesor que influye directamente en el aprendizaje y el desarrollo integral de los estudiantes, quienes lo observan día a día. En ese sentido, hablaremos de nuestra práctica docente y de lo que significa e implica el rehacer la labor de enseñanza cotidiana.
La reflexión y concientización nos lleva a tomar decisiones para transformar nuestra labor pedagógica y corregir nuestro propio desempeño como lo refiere González (2013): “Si el profesor se apropia del verdadero papel educativo ayuda al alumno en su proceso hacia la verdad, debe ser consciente de su propia experiencia, actitudes y opiniones a través del proceso de sistematización, para imponer sus propias ideas a los estudiantes”.
En esta perspectiva, para lograr un cambio positivo y de formación académica, así como de nuestra propia práctica profesional, el requerimiento de aprender un segundo idioma es indispensable a nivel universitario y en lo que se refiere a la comprensión de lectura en el idioma inglés, el propósito fundamental es que el alumno la utilice como un instrumento de comunicación y así tenga la posibilidad de adquirir conocimientos. Se considera que la comprensión lectora es un pilar esencial para el aprendizaje de las otras habilidades que forman parte del dominio de un idioma extranjero.
En el mundo actual, adquirir una competencia conlleva al individuo a utilizar sus destrezas, conocimientos, experiencia y entorno; en el caso de nuestros alumnos en el Instituto de Ciencias de la Salud (ICSa), las prácticas en laboratorios, hospitales y demás instituciones de la salud ocupan la mayor parte del tiempo de estudios de los estudiantes. Igualmente, el aprendizaje de un idioma requiere de tiempo y dedicación. Con la finalidad de optimizar el tiempo de estudio del alumnado del ICSa, nos hemos dado a la tarea de crear estrategias para que puedan practicar la comprensión lectora.
Por otro lado, cada vez surgen nuevas metodologías apoyadas por las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) y cada vez es mayor el número de docentes que incorporan estas dentro de sus asignaturas. Esos cambios provocan que el profesor vaya adaptando sus formas de enseñar e innovar, de acuerdo con la realidad social en la que vivimos. Es ampliamente conocido que las situaciones didácticas que proporcionan la fusión de las TIC con la docencia causan un impacto en la generación de aprendizajes a través de un conocimiento significativo.
Además, la tecnología aplicada a los ámbitos educativos nos proporciona la oportunidad de crear actividades de interés para el alumno en plataformas gratuitas, como lo son el diseño de prácticas de lectura donde el estudiante puede desarrollar y/o mejorar sus estrategias de comprensión lectora. Proponemos este diseño de actividad virtual como una alternativa didáctico-tecnológica que nos conduzca como docentes a ir realizando esos cambios que el entorno educativo nos demanda.
La universidad requiere de docentes formados, pero también motivados y capaces de contagiar esa motivación a sus alumnos. Para ello, las TIC nos apoyan con herramientas y recursos que despiertan la creatividad de nuestros estudiantes, por lo tanto creemos que la labor docente tiene a un aliado en las tecnologías que coadyuvan en nuestra forma de enseñar y, sobre todo, nos ayudan a lograr la educación integral y humanista del alumno de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH).

Referencias

González, AF (2013). Reflexiones sobre la lectura en torno a tres libros. Obtenido de https://dialnet.unirija.es/descarga/articulo/4265953.pdf

Comentarios