Regresa avión presidencial a suelo azteca

269
suelo azteca

Ciudad de México.- Duró todo lo que va del sexenio guardado en un hangar en el extranjero. Y aún no está concretada su compra. Ahora, el avión presidencial que compró Felipe Calderón Hinojosa para Enrique Peña Nieto, y que Andrés Manuel López Obrador simplemente no quiere en los activos del gobierno de México y se niega incluso a que sea usado, ya está de regreso en suelo mexicano.

El avión presidencial TP-01 despegó del aeropuerto de Victorville, California, para dirigirse al aeropuerto internacional de la Ciudad de México (AICM), al que arribó minutos después de las 14:30 horas de ayer.

La aeronave José María Morelos y Pavón fue tripulado por elementos de la Fuerza Aérea Mexicana (FAM) y permanecerá reguardado en el hangar presidencial mientras es concretada su compra.

Al llegar al AICM, personal de salud, que llevaba puestas batas, abordó el avión e integrantes de la tripulación descendieron.

El presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó que el comprador ya dio un anticipo del pago para su adquisición. “No se ha caído”, expresó el titular del Ejecutivo al referirse al proceso de venta.

“Sigue el compromiso de compra, ya incluso hubo alguna aportación de un anticipo; sin embargo, no hay ningún problema de entregarlo aquí o en Estados Unidos y también se tenía allá por mantenimiento, ya se terminó completamente el proceso de mantenimiento”.

Posteriormente, el mandatario agregó que en el hangar presidencial donde será resguardado, será llevada a cabo una rueda de prensa el lunes, donde estará.

El avión presidencial adquirido durante el sexenio del panista Felipe Calderón, fue resguardado desde hace dos años en California, EU, donde fue puesto en venta con el propósito de reunir recursos económicos para la compra de insumos médicos con los cuales se combate a la pandemia del Covid-19.

El gobierno reveló hace 10 días que recibió una oferta de compra por 120 millones de dólares, pues la venta del vehículo es una de las principales promesas de López Obrador.

Antes, por las dificultades para encontrar a un comprador, López Obrador propuso rifarlo, aunque al final el gobierno optó por un sorteo en la Lotería Nacional con un premio equivalente al precio de la aeronave.

El sorteo, que ocurrirá el 15 de septiembre con casi un cuarto de los boletos vendidos hasta ahora, repartirá 100 premios con un valor total de 2 mil millones de pesos (unos 90 millones de dólares).

Comentarios