Represión movilizó a Hidalgo

368
Represión movilizó a Hidalgo

Pachuca.-Banderas de organizaciones campesinas inundaron ayer las calles de la capital hidalguense. Morenistas y pobladores llenaron la plaza Juárez de Pachuca para condenar la represión de la semana pasada en el Congreso local y al unísono gritar que Hidalgo no tiene miedo.

Desde la mañana, organizaciones campesinas comenzaron a concentrarse en las inmediaciones del estadio Hidalgo, donde sobresalían banderas de color verde de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA), mismas que se observaban desde los camiones del Tuzobús.

Al mismo tiempo, se difundió la noticia que la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo cancelaba su participación en la protesta, sin embargo, la manifestación seguía y antes del mediodía, el contingente de organizaciones partió rumbo a la plaza Juárez de Pachuca, donde más tarde habría un pronunciamiento.

Las banderas y pancartas de las organizaciones ondearon por el bulevar Felipe Ángeles, que posteriormente se hicieron una con las de los morenistas, quienes ya juntos, marcharon rumbo al centro de la capital con consignas contra la represión del gobierno estatal, provocando congestión vial a su paso

A la plaza Juárez arribaron unos 10 mil manifestantes a los pies del emblemático teatro Hidalgo y frente al Palacio de gobierno, un templete con la frase “juicio político al gobernador” recibió a líderes sociales y activistas políticos.

Ahí condenaron los hechos y aprovecharon para exigir que la actual administración estatal voltee al campo y cumpla sus demandas, se pronunciaron también por las mineras y los gasoductos que buscan interferir en las tierras de diferentes municipios.

Más tarde, el senador de Morena Mario Delgado y el líder del partido en el estado Abraham Mendoza Zenteno, condenaron la represión en el Congreso de Hidalgo, recordaron que policías estatales desalojaron –la semana pasada– a inconformes morenistas que bloqueaban las entradas en el recinto.

Adelantaron que serán vigilantes de la administración de Omar Fayad, a la par de la nueva legislatura que entrará en funciones este septiembre, además condenaron también los hechos de represión a untistas durante el cierre de campaña de Andrés Manuel López Obrador en Hidalgo.

La protesta concluyó sin incidentes, las 10 mil almas regresaron a sus lugares de origen y los empleados de limpia del ayuntamiento capitalino recogieron la basura que dejó una concentración de esa magnitud.

Comentarios