Requieren geositios mexicanos recursos para ser ratificados en 2021

193
geositos

Ciudad de México.- La Comarca Minera de Hidalgo y la Mixteca Alta del Estado de Oaxaca, territorios de importancia geológica, biológica, ecológica, hídrica, arqueológica y cultural, son dos de los ocho sitios reconocidos en 2017 como Geoparques Mundiales de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO, por sus siglas en inglés).

Aunque desde 1999 se propuso la creación de un programa de geoparques global, surgió primero, en el 2000, la Red de Geoparques Europeos y hasta 2004 se creó la Red Global de Geoparques.

El 17 de noviembre de 2015, los 195 estados miembros del organismo internacional ratificaron la creación de los Geoparques Mundiales de la UNESCO, la instancia que verifica la importancia de la gestión de los sitios geológicos y paisajes destacados de manera integral.

En todo el mundo ostentan esta categoría 127 zonas de 35 países y cada una revela misterios de la Tierra acontecidos a lo largo de 4 mil 500 millones de años que han cincelado la fisonomía del planeta, tanto por los cambios climáticos ocurridos como por la acción del ser humano.

Las huellas que resguardan advierten a la humanidad sobre los desafíos que representan fenómenos naturales de gran magnitud como erupciones volcánicas, terremotos, tsunamis y geohazards, entre otros.

Los geositios, llamados así para fines turísticos y educativos, se insertan en el Programa geoparques mundiales, cuya categorización, al igual que las de Patrimonio Mundial y de Reservas de la Biosfera, también de la UNESCO, busca promover la conciencia ambiental, en este caso sobre la geodiversidad, con el fin de adoptar mejores prácticas de protección, educación y turismo, enfocado todo ello al logro de los objetivos de desarrollo del milenio, particularmente el número siete. El reconocimiento de los dos primeros geoparques mundiales mexicanos participa en esa estrategia.

La Comarca Minera de Hidalgo muestra la huella de la minería no solo en el paisaje modificado, sino también en un rico patrimonio industrial que incluye espléndidas haciendas. Abarca nueve municipios: Pachuca, Mineral de la Reforma, Mineral del Chico, Mineral del Monte, Omitlán, Epazoyucan, Singuilucan, Atotonilco el Grande y Huasca, donde residen 500 mil habitantes, de los cuales cerca de 11 mil son hablantes de náhuatl y otomí.

Peñas, calderas, domos y los prismas basálticos más altos del mundo (40 metros de altura) en Santa María Regla, entre otras geoformas volcánicas, dan evidencia de la transformación de las rocas como una alteración natural, un histórico proceso geológico de metamorfosis, además de alteraciones al entorno ocasionadas por 400 años de actividad minera en la región, principalmente en el distrito Pachuca-Real del Monte, de donde se extrajo 6 por ciento del total de la plata producida en el planeta entre los siglos XVI y XX. Su notable potencial geológico atesora también depósitos de oro, tridimita y cristobalita.

El Geoparque Mundial Mixteca presenta un color de tierra peculiar y una orografía accidentada de rocas caprichosas como el mirador Los Dos Corazones. Consta de nueve municipios: Santo Domingo Yanhuitlán, San Andrés Sinaxtla, San Bartolo Soyaltepec, San Juan Teposcolula, San Juan Yucuita, San Pedro Topiltepec, Santa María Chachoapam, Santiago Tillo y Santo Domingo Tonaltepec. En tres de ellos se asientan las etnias chinanteca, mixe, mazateca, zapoteca y mixteca.

Abarca 415 kilómetros cuadrados, con al menos 37 sitios de importancia histórica, geomorfológica, paleontológica y tectónica, lo que resulta sumamente atractivo para la difusión de las ciencias de la Tierra y para comprender la evolución terrestre.

Abriga impresionantes procesos de erosión y accidentes geográficos, así como depósitos ligados al uso intensivo de una agricultura milenaria, además de resguardar sitios de importancia prehispánicos, coloniales y contemporáneos arqueológicos y culturales, entre ellos dos exconventos de la Ruta Dominica: Santo Domingo Yanhuitlán y San Pedro y San Pablo Teposcolula.

El 9 de mayo, la comisión permanente del Honorable Congreso de la Unión exhortó a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público a prever una partida especial en el Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2018, destinada a los Geoparques Mundiales de la UNESCO: Comarca Minera de Hidalgo y de la Mixteca Alta del Estado de Oaxaca, con el fin de que puedan desarrollar un proyecto sustentable holístico y logren ser ratificados como tales en 2021.

A las instituciones de los tres niveles de gobierno, el órgano legislativo les conminó a generar programas e instrumentos para garantizar la ratificación de ambos geositios como geoparques mundiales de la UNESCO e impulsar acciones de gobierno tendientes a lograr el desarrollo y la sustentabilidad en beneficio de los habitantes de esas zonas geográficas.

Con información de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales.

Resguardo

  • Las huellas
    que resguardan advierten a la humanidad sobre los desafíos que representan fenómenos naturales de gran magnitud como erupciones volcánicas, terremotos, tsunamis y geohazards, entre otros
No votes yet.
Please wait...

Comentarios