Al rendir su tercer informe, la alcaldesa panista de Pachuca Yolanda Tellería reclamó al gobierno estatal por no apoyar con recursos extraordinarios a su administración como sí lo hizo cuando los alcaldes eran de extracción priista. Y ese abandono presupuestal, patente desde que dejó el cargo Eleazar García, se ha visto proyectado en el estado ruinoso de las calles en la Zona Metropolitana de Pachuca, casualmente ocupada hoy por dos alcaldes panistas. Durante su discurso pronunciado ayer en el auditorio Gota de Plata, Tellería incluso soltó que ve una carga misógina en el ánimo revanchista del gobierno estatal, que ha llegado al colmo de cerrar las tomas de agua instaladas en parques y jardines para que el ayuntamiento pague por el agua que sirve para mantener en buen estado esos lugares de esparcimiento para toda la población. ¿Les suena la historia? Recordemos que el Congreso local, encabezado por primera vez por una fuerza distinta al PRI, también ha sido objeto de una campaña de confrontación por parte del gobierno encabezado por el priista Omar Fayad, que ha sido denunciada de manera reiterada por el presidente de la junta de gobierno, Ricardo Baptista González. ¿A qué le apuesta el gobierno del priista Omar Fayad? ¿A desgastar a la oposición para que el electorado vuelva a ver al PRI como el partido que sí sabe gobernar? Jugar esa estrategia implica apostar a la desmemoria y el electorado ya no es fácil de manipular como sí lo era en tiempos del absolutismo tricolor. Ya veremos si le sale su estrategia o si en una de esas hasta le sale contraproducente. De filón. Vamos de Guatemala a Guatepeor. Resulta que la propuesta de paquete económico federal para 2020 plantea reducir el presupuesto para obra pública. Y en Hidalgo, de aprobarse como está, vendría el tijeretazo contra el rubro de conservación de infraestructura carretera, entre otros. Si ya de por sí los caminos están para llorar…

Comentarios