Mineral de la Reforma.-El robo de una bomba de 2 millones de pesos puso en peligro de inundación a 500 casas de los Tuzos, ante la pasividad de la Caasim y del alcalde de Mineral de la Reforma Raúl Camacho Baños, que no han podido dar con los responsables.

Dicha bomba servía para desfogar el agua de lluvia y de drenaje que desemboca de calles aledañas, por lo que vecinos de esta colonia temen que una inundación acabe con su patrimonio y piden a la Caasim reponerla.

Considerado como foco rojo en el atlas de riesgo, en este punto de la calle Mineros luce por su ausencia el subsecretario de Protección Civil, Miguel García Conde, a quien cuestionaron si tiene un plan emergente ante el próximo inicio de la temporada de lluvias.

Rosaura Tello, delegada del fraccionamiento de los Tuzos, explicó que cada vez que llueve el agua alcanza las ventanas de las casas aún con el uso de la bomba y cuando es incontrolable interviene Conagua.

Los vecinos señalaron que la bomba propiedad de la Caasim, cuyo peso es de dos toneladas, fue robada el pasado martes 16 de mayo y en el lugar solo quedaron unas mangueras y una lona.

Pese a que su patrimonio está en riesgo, desconocen si la dependencia estatal inició una denuncia por el robo y cuáles serán las medidas que llevará acabó para resolver la problemática.

Personal de la alcaldía acudió al lugar el día en que fue robada la bomba, por lo que Camacho Baños sabe de la exigencia de los habitantes de los Tuzos.

“Camacho dice que no tiene dinero y ellos dicen que por nuestra culpa se la robaron”, señalaron. Ante esto, los vecinos de los Tuzos colocarán mantas para dar a conocer la situación.

 

Comentarios