Fieles a la tradición, panaderos de todo el país llenan sus hornos con las exquisitas roscas del Día de Reyes. Cada 5 y 6 de enero las familias se reúnen para compartir el pan y ver a quién le toca “el niño”.

Comentarios