Pese a las opiniones en redes sociales de matar al animal que atacó a un hombre el sábado en Tulancingo

Pachuca

Erika Ortigoza, representante de la fundación Invictus, declaró que en el incidente del hombre que murió por el ataque de un león en el zoológico de Tulancingo es inviable el sacrificio del animal, además, insistió en que el lugar debe redoblar el protocolo de seguridad de los cuidadores.
El sábado, un león africano de nombre Kimba, atacó a un cuidador de iniciales GSC de 28 años mientras lo alimentaba, las heridas ocasionaron el deceso de la persona que se desempeñaba como cuidador de animales del zoológico de Tulancingo desde hace un año y medio. Debido a que la población ha manifestado en redes sociales que es necesario el sacrificio del animal, Ortigoza descartó que fuera una opción, ya que el león únicamente actuó conforme a su naturaleza.

En entrevista, la activista pro animal explicó que es necesario que el zoológico redoble el protocolo de seguridad para evitar más incidentes.
“Para nosotros sería una pérdida doble, perderlo a él y además al león” explicó.
Según versiones no oficiales, el león de 22 años le dio un zarpazo al hombre y lo arrastró dentro de la jaula. “Hay que entender que el león solo fue león, es un recordatorio de todos los que nos dedicamos a esto, a no ser demasiado confiados”, refirió la activista respecto al caso.
Explicó que todos los espacios de residencia de fauna silvestre cuentan con un código para actuar frente a animales de ese grado de
peligrosidad.

Asimismo, llamó a que el lugar revise sus protocolos para evitar otro incidente. “Lo que falta es que se cumplan los derechos del trabajador y el lugar cumpla con las obligaciones estipuladas, estamos en lamentación por la pérdida de un amigo”.

Comentarios