Si se acredita abuso en Azoyatla habrá castigo: Delmar

361
caasim
Serán sancionados con 754 pesos o hasta 3 mil 774 pesos

Pachuca.- El secretario de Seguridad Pública de Hidalgo Mauricio Delmar Saavedra declaró que en caso de comprobar el abuso policial por parte de la estatal en Azoyatla el pasado fin de semana, los elementos serán castigados como las leyes lo dictaminen.

Explicó que principalmente lo que tiene que hacer la Secretaría de Seguridad Pública de Hidalgo (SSPH) es apoyar y mostrar apertura durante la investigación, para determinar qué sucede.

“Si hubo realmente abusos se va a llevar a cabo lo que las leyes dicten, ya sea por medio de la ley de seguridad pública, o si cometieron algún delito por el código (penal), lo que proceda”, declaró Delmar Saavedra.

Aclaró que asuntos internos de la secretaría lleva su propia investigación y confirmó que sí tenía conocimiento del operativo.

“La línea entre el uso legítimo de la fuerza policial y el abuso policial depende mucho de la percepción de a quién se le aplica la fuerza; partiendo de ahí hay que analizar no nada más las quejas, sino por qué fueron los policías, a qué fueron”, continuó el secretario.

Y recalcó que los elementos estatales fueron a un llamado de auxilio de sus compañeros que fueron golpeados y desarmados.

“Los policías no iban a ir circulando y golpeando gente, ese es el punto, iban a un llamado de auxilio de compañeros, porque hubo un llamado original de una riña en el lugar por una fiesta o algo así.”

Finalmente, el titular aseguró que en caso de que los elementos se encuentren culpables, las penas dependerán del tipo de abuso o situación que se les compruebe, sin embargo esperarán las indagatorias, pues tienen que actuar conforme a derecho.

El caso

Habitantes de Azoyatla, Mineral de la Reforma, denunciaron que elementos de la Policía estatal entraron a domicilios de la localidad y golpearon a mujeres y niños, en busca de personas que le quitaron sus armas a miembros de la corporación.
Según el testimonio de una mujer de la localidad, entre la noche del sábado y la madrugada del domingo, desconocidos le quitaron sus armas a dos elementos de la Policía, que se trasladaron a la localidad Lindavista.
Más tarde, de acuerdo con la testigo, llegaron más de 100 patrullas y los elementos de la secretaría entraron a los domicilios alegando buscar a las personas que les quitaron sus armas.

“Sacaron a mujeres y a niños, a las mujeres las encañonaron, a los jóvenes los encueraron, los tenían ahí en el piso y a los hombres los golpearon”, relató la vecina de la comunidad.

También explicaron que los elementos se llevaron celulares y otros objetos de valor de las casas.

Dato

Elementos estatales fueron a un llamado de auxilio de sus compañeros que fueron golpeados y desarmados

Comentarios