Los afectados llegaron a un acuerdo con los elementos

Pachuca.- Los policías municipales que fueron detenidos a finales de junio tras sostener una riña en la colonia capitalina Campo de Tiro fueron puestos en libertad y continuarán ejerciendo sus funciones al interior de la corporación, comentó el titular de la Secretaría de Seguridad Pública de Pachuca, Rafael Hernández Gutiérrez.

En entrevista con medios, el funcionario manifestó que el asunto quedó solventado luego que las personas involucradas en el conflicto llegaron a un acuerdo con los agentes, aunque apuntó que el hecho fue con personal que en ese momento estaba fuera de servicio.

“Sí eran personas activas pero ya estaban fuera de su servicio de vigilancia, entonces se actuó conforme marca la ley y llegaron a un acuerdo entre quienes tuvieron el problema”, resaltó.

Además, descartó que el caso sea analizado en la comisión de honor y justicia, pues refirió que si la ciudadanía o los afectados no hacen las denuncias correspondientes y prefieren llegar a un acuerdo, la corporación actúa solo conforme al reglamento, que en ese caso estipula una sanción disciplinaria que ya fue aplicada, por lo que los elementos seguirán laborando con normalidad.

Los hechos ocurrieron la noche del 28 de junio, cuando vecinos de dicho fraccionamiento acusaron que un colono, quien anteriormente se desempañaba como policía municipal, golpeó con ayuda de otros agentes a una persona con quien sostenía un conflicto personal, por lo que solicitaron la presencia de elementos estatales, quienes detuvieron a los municipales.

Depurarán a reprobados en control y confianza

En otro tema, Hernández Gutiérrez indicó que en próximas fechas podrían depurar a los elementos que resultaron reprobados en sus exámenes de control y confianza, con la finalidad de contar con una Policía pachuqueña certificada al 100 por ciento.

“Ya tenemos avance en la certificación, hoy estamos basándonos en todo lo que marca la ley general de seguridad pública y viene por ahí una parte que tendremos que hacer que es una depuración de los que no han aprobado el proceso”. Sin embargo, apuntó desconocer el dato preciso de cuántos agentes se encuentran en esa condición.

  • El secretario de Seguridad Pública de Pachuca Rafael Hernández descartó que el caso sea analizado en la comisión de honor y justicia, pues refirió que si no hay denuncias y se prefiere llegar a un acuerdo, la corporación actúa solo conforme al reglamento

Comentarios