Por segundo día consecutivo una lluvia intensa azotó una amplia zona Pachuca, dejando en entredicho la efectividad de los drenes recientemente construidos, que derivó en encharcamientos y caos vehicular, sobre todo al oriente de bulevar Colosio

Comentarios