Sin señas particulares se lleva el FICM

308

La película de la directora Fernanda Valadez trata sobre una madre que busca a su hijo desaparecido

Ciudad de México.- Sin señas particulares resultó la máxima ganadora de la primera edición híbrida del Festival Internacional de Cine de Morelia (FICM).

La película de la directora Fernanda Valadez, que trata sobre una madre que busca a su hijo desaparecido, se llevó el laurel al mejor largometraje mexicano y el premio del público, anunció el evento el lunes por la mañana. Asimismo, la protagonista Mercedes Hernández obtuvo el galardón a la mejor actriz.

El festival, en su edición 18, fue realizado en formato digital y presencial debido a la pandemia del coronavirus (Covid-19), logrando que espectadores más allá de Morelia vieran las películas de su selección oficial a través de plataformas de streaming, además de su sede en esa ciudad en Michoacán.

Para cumplir las medidas de seguridad sanitarias, la ceremonia de premiación del domingo por la noche fue modesta y tuvo lugar en la sala cuatro del complejo de cines donde se realiza el festival, en lugar de la tradicional gala con alfombra roja e invitados en el teatro Ocampo de Morelia. Los fundadores del FICM Daniela Michel, Alejandro Ramírez y Cuauhtémoc Cárdenas Batel dieron lectura a las actas de ganadores sin que estos pronunciaran discursos de aceptación ni tuvieran una celebración posterior.

El reconocimiento al mejor actor de un largometraje mexicano fue para el holandés Martijn Kuiper por su trabajo en Ricochet, una evocadora historia de dolor sobre un hombre extranjero que vive en un pequeño pueblo mexicano.

La mejor dirección de un largometraje mexicano de ficción se la llevó Nicolás Pereda por Fauna, una cinta sobre una familia que se reúne tras años sin verse y su quinta con la actriz Luisa Pardo. La película, con un tono más bien lúdico y experimental, reta al espectador a cuestionar los clichés de la actuación y el impacto que la narrativa del narcotráfico en el cine y TV tienen en la sociedad.

Tu’un savi, de Uriel López España, recibió el premio al mejor largometraje documental mexicano. Retrata la problemática de las lenguas indígenas en peligro de desaparecer, incluyendo la conocida como Tu’un sávi.

El jurado eligió a los ganadores de entre 89 producciones que formaron parte de la selección oficial y estuvo conformado por Marisa Paredes, Vanja Kaludjercic, Rithy Panh, Lili Hinstin, Nick James, Nicolás Philibert, John Bailey, Farah Clémentine Dramani-Issifou, Patricia Riggen, Sébastien Duclocher, Hugo Villa Smythe, Samuel Kishi y Benoît Martin.

La edición 18 del evento fue realizada en formato híbrido: digital y presencial debido a la pandemia

De interés

Comentarios