Sismo de 7 grados azota Turquía

249
Turquía terremoto

Dejó al menos cuatro muertos y 120 heridos

Atenas.- Un “mini-tsunami”, al menos cuatro muertos y 120 heridos dejó ayer un poderoso sismo que provocó el derrumbe de edificios en el oeste de Turquía, así como afectaciones en la isla griega de Samos, en el mar Egeo.

El sismo tuvo lugar frente a las costas de esta isla y cerca de la ciudad turca Esmirna, que también resultó seriamente afectada por el movimiento telúrico, que provocó derrumbamiento de muros de casas e inundaciones en el puerto de Samos, según imágenes difundidas por la televisión pública griega Ert.

“Fue el caos, nunca hemos vivido eso… Hasta ahora no tenemos víctimas. Algunos edificios han sido dañados, una iglesia en particular, situada en el puerto de Karlovassi”, declaró a Ert Giorgos el vicealcalde de Samos, Dionysiou.

Sentido fuertemente en Samos aunque también en la isla de Creta y en Atenas, el sismo, de duración prolongada, “su epicentro se ubicó a 19 kilómetros de Samos y a dos kilómetros de profundidad”, según un comunicado del observatorio griego de sismología.

En un primer momento, el observatorio evaluó la magnitud del sismo en 6.6.

La Protección Civil griega advirtió a la población de Samos permanecer “al aire libre y lejos de los edificios”, así como “alejarse de las costas” de la isla.

En Turquía, al menos cuatro personas murieron y 120 resultaron heridas por la sacudida que provocó el derrumbe de edificios en el oeste de Turquía.

“Cuatro conciudadanos nuestros perdieron la vida en el sismo (…). En total resultaron heridos 120 conciudadanos”, indicó el ministro de Sanidad Fahrettin Koca, en Twitter.

La magnitud fue evaluada por el Instituto Geofísico Americano (USGS) con una magnitud de 7 y de 6.6 por las autoridades turcas.

El alcalde de Esmirna Tunç Soyer afirmó al canal de noticias CNN-Türk que había recibido información sobre casi 20 edificios derrumbados.

En Bornova, los rescatistas, ayudados por habitantes y policías, intentaban abrirse paso entre los escombros de un edificio de viviendas de siete pisos con ayuda de motosierras, según las imágenes de TRT.

Una cadena humana intentaba despejar las ruinas pasando entre trozos de vigas y ladrillos, según esas imágenes. A veces los socorristas exigían silencio para tratar de localizar a los supervivientes.

De interés

Comentarios