Sobrepoblación de 29.9% en Cereso de Tula

603
Sobrepoblación

Pachuca.- El centro de reinserción social (Cereso) de Tula, que hasta el momento presenta seis contagios por coronavirus (Covid-19), tres de internos y tres de custodios, presenta un nivel de sobrepoblación de 29.9 por ciento, al igual que la mayoría de centros penitenciarios del estado.

De lo anterior da cuenta el diagnóstico penitenciario del 2019 elaborado por la Comisión de Derecho Humanos del Estado de Hidalgo (CDHEH), el cual insistió en la necesidad de disminuir la sobrepoblación en los centros de internamiento.

En el caso del penal de Tula, el documento revela que existe un total de 538 personas privadas de la libertad, lo que lo convierte en el tercer reclusorio más poblado del estado, por detrás del ubicado en Pachuca que tiene mil 860 internos y el de Tulancingo con 622.

De dicha cantidad, destaca que 383 son hombres y 31 mujeres; sin embargo, el centro de reinserción social de Tula solo está adaptado para albergar a 414 personas, por lo que existe un sobrecupo de al menos 31 internos.

Además, el penal cuenta con una plantilla de personal de seguridad de 27 elementos, de los cuales 24 son hombres y tres mujeres; así como cinco elementos comisionados de otro centro penitenciario, en apoyo a las funciones de seguridad y custodia, por lo que actualmente tiene un total de 32 agentes de seguridad penitenciaria.

El martes, la Secretaría de Seguridad Pública de Hidalgo (SSPH) informó que el número de internos y reclusos del centro de reinserción social de Tula contagiados por Covid-19 subió a seis y existe otro caso sospechoso; no obstante, hasta ayer continuaban sin darse a conocer los resultados.

Fallece interno en penal de Pachuca; descartan contagio Por otra parte, la SSPH confirmó ayer el fallecimiento de una persona recluida en el centro de reinserción social (Cereso) de Pachuca; no obstante, descartó que se tratara de un caso del coronavirus (Covid-19).

Al respecto, la dependencia precisó que la persona que falleció, identificada como ELB, de 49 años, compurgaba pena de prisión en el Cereso de Pachuca por el delito de robo y asalto y presentaba enfermedades crónico-degenerativas, como diabetes mellitus tipo dos, enfermedad renal crónica e hipertensión arterial, por lo que incluso contaba con historial clínico en el hospital general de Pachuca, donde recibía atención medica de manera periódica.

Asimismo, aseveró que ELB recibía atención y seguimiento médico de manera diaria, pero el martes presentó dificultad respiratoria, motivo por el que fue externado al hospital general de Pachuca con las medidas necesarias y en coordinación con la Secretaría de Salud; sin embargo, perdió la vida por la noche.

En tanto, afirmó que sus familiares fueron informados de manera oportuna desde el inicio de los síntomas, así como la importancia de cumplir con las medidas higiénicas necesarias y apego a tratamiento médico, además del riesgo de complicaciones secundarias a patologías de base.

Es el tercer reclusorio más saturado del estado, con 538 personas privadas de la libertad, por detrás del ubicado en Pachuca que tiene mil 860 internos y el de Tulancingo con 622

Comentarios