Pachuca.- La Fundación Invictus solicitó apoyo económico o en especie en beneficio de Pakal, un puma víctima de crueldad humana que fue rescatado por la asociación, quien destacó que pese a que su evolución es favorable, el pronóstico es reservado.

La presidenta de dicha fundación Erika Ortigoza explicó que el animal fue rescatado de una localidad de Michoacán; presentaba una lesión en la columna, diversas fracturas en las cervicales, además de un absceso de cola y varias heridas causadas por humanos.

El puma fue capturado por la comunidad; mientras al lugar arribaba la autoridad correspondiente, los pobladores le lanzaron piedras y palos, además de que lo amarraron y cuando este intentó zafarse se rompió las cervicales, explicó la entrevistada, quien agregó que el pronóstico de recuperación es reservado.

“Su condición corporal ha mejorado, su pelaje y movilidad también. Él es de vida libre y queremos dar todo para poderlo devolver a su libertad; 50, 100 pesos, hacen la diferencia”, declaró.

Además, informó sobre “su primera sesión de automoterapia mayor, es decir, ozonoterapia en sangre; este tratamiento mejora el sistema inmunológico, la circulación y activa el sistema antioxidante mediante la producción de óxido nitroso”.

El objetivo principal de la fundación es devolver a Pakal la dignidad que le quitaron las personas y buscar su reincorporación a la vida silvestre.

Los números disponibles para efectuar la donación son: OXXO 4766 8414 7255 0691 e INBURSA 5399 7594 0355 5377. Los depósitos llegan directamente a la fundación, que continúa la atención de ese espécimen.

  • El objetivo principal de la fundación es devolverle la dignidad que le quitaron las personas y buscar su reincorporación a la vida silvestre

Comentarios