El secretario de Gobierno Simón Vargas Aguilar salió al paso sobre dos temas de coyuntura para nuestra entidad que, coincidentemente, tienen que ver con presupuesto. El primero y que interesa sobremanera, es el futuro del Tuzobús. Ya sabemos que la segunda troncal está cancelada pero, ¿qué va a hacer el gobierno con la que actualmente funciona? Ahí la administración estatal ya tiene varios compromisos: uno con el ayuntamiento capitalino y su presidenta Yolanda Tellería, quien quiere participar en la reforma al sistema de transporte. Otro es con el Senado de la República, que le hizo un exhorto al gobierno estatal para que considere la gratuidad del servicio para personas con discapacidad, adultos mayores y estudiantes. Y precisamente sobre este último compromiso, habló Vargas Aguilar. Con prudencia, el funcionario dijo que antes de tomar cualquier decisión respecto a no cobrar el servicio a estudiantes, adultos mayores y personas con alguna discapacidad, es necesario analizar el impacto financiero pues no olvidemos que el Tuzobús está concesionado. Pero ya de antemano, Vargas Aguilar observó que es un tema que implica aspectos técnicos y sobre todo el renglón financiero. En este caso, como sucede con la operación de parquímetros en Pachuca, el gobierno no puede tomar una decisión unilateral, pues el servicio fue concesionado a particulares para su operación. Esto, como sabe la comunidad lectora, no puede ser un acuerdo fincado en la palabra, sino más bien, en un contrato. Y es aquí donde al gobierno se le acaban las opciones: es decir, si quiere atender el exhorto que hace el Senado, no va a quedarle más que aumentar el presupuesto que dedica a la subvención del transporte. Aunque cabe preguntar: ¿cuál debe ser la prioridad en el gasto para el gobierno estatal? De filón. El tema de cuánto sería razonable gastar en la fiesta del Grito también llegó al secretario de Gobierno Simón Vargas. No lo consideró un gasto excesivo (el de este año), puesto que fue una fiesta abierta a todos los y las hidalguenses. Lo mismo: cuestión de enfoques y dineros disponibles.

Comentarios