“…Se llamaba Soledad y estaba sola, como un muelle maltratado por las olas…” De la inspiración del sin lugar a dudas ícono del noctambulismo e ídolo de la música bohemia, el maestro Joaquín Sabina quien, en este fragmento de “Más guapa que cualquiera”, nos hace reflexionar sobre esos momentos de soledad que hay a quienes se les vuelven formas de vida.

Ok veamos. Uno se las arregla para salir del útero ya sea con o sin ayuda para empezar a berrear por la comodidad recién perdida. Tengo entendido que después de eso, solo uno ya no la hace, pero con algo de apoyo, subsiste los primeros años y después se va haciendo de cuates y compañías para esos momentos en que uno anda “solo”. Luego, el problema existencial consiste en definir si se queda uno solo de por vida, a ratos, en sueños o nomás en la imaginación.

Yo creo que Chole –nótese hasta qué punto nos hemos conocido en la familiaridad con que nos tratamos– no es mala; el detalle está en que hay quien no la aguanta y por lo mismo no se aguanta y ahí anda, ya sea con el teléfono como zombi por la vida; con la música como si viviera en un carro tuneado; con la tele y sus demonios de mañana, tarde, noche y madrugada, o bien, de metiche echando chisme en casas ajenas o ya de plano, en la desesperanza de vagabundear sin rumbo ni destino nomás para ver a quién se encuentra.

No digo que sea malo, tan solo hay que definir ¿para qué se usa la soledad? He ahí el detalle, hay quien lejos de usarla, se siente utilizado por ella. Un buen rato a solas sirve para muchas cosas: reflexionar, templar el espíritu, auto-mimarse, cultivarse, relajarse, fugarse o –nótese que aquí entra esta sección– distraerse, divertirse o liberarse leyendo y hasta escribiendo.

Por mi parte yo opino… ¡Tú no opinas nada! –Perdón, no hagan caso de esto último, eso lo dijo el tipo que habita dentro de mí cuando estoy solo– bueno, yo opino que la soledad sublima o enloquece… así que como decía el periodista aquel: Y usted, ¿Qué opina?

¡No es cierto!
–Tú cállate a ti nadie te habló–
Jaja.

[email protected]

Comentarios