En las anteriores entregas dominicales publicadas por este diario hemos dado cuenta del antecedente más remoto de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) que data de 1869, abordando la historia de los institutos Literario y Escuela de Artes y Oficios, Científico Literario, Científico Literario Autónomo y el nacimiento de la universidad, datos obtenidos del libro Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo cincuenta aniversario 1961-2011, publicación que contiene una descripción sucinta de los primeros 10 rectores de la UAEH.

Los tres primeros rectores Rubén Licona Ruiz, Juventino Pérez Peñafiel y Jesús Ángeles Contreras han sido tratados, sin embargo, abonamos para los lectores en esta entrega información sobre el tercer rector, por motivo de la ceremonia de la develación del busto en bronce ocurrida el pasado viernes, en el donde además fue declarado por sus méritos académicos y sociales Forjador de la Vida Universitaria.

Jesús Ángeles Contreras

El hombre

Jesús Ángeles Contreras nació el 14 de diciembre de 1921 en la ciudad de Molango, en Hidalgo.

Fue alumno becado del Instituto Científico y Literario del Estado,
ahora UAEH.

Estudió en la Escuela Normal Socialista del Estado de Hidalgo y concluyó su carrera de profesor en la Escuela Nacional de Maestros. Terminó el bachillerato en la Escuela Nacional Preparatoria y la licenciatura en derecho en la Escuela Nacional de Jurisprudencia de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Falleció en la ciudad de Pachuca, el 30 de mayo de 2006.

Vida universitaria

Ángeles Contreras fue profesor fundador de la Universidad Autónoma del
Estado de Hidalgo en 1961.

Ejerció por más de cuatro décadas el magisterio en la materia de derecho penal en la Escuela de Derecho y Ciencias Sociales de la UAEH y publicó, bajo el sello de esa casa de estudios, el libro Compendio de derecho penal, que sirvió de guía para estudiantes y profesores de varias generaciones.

En abril de 1970 fue electo rector para el periodo 1970-1974 por el Honorable Consejo Universitario, convirtiéndose así en el tercer rector de la máxima casa de estudios
de la entidad.

Durante su administración, la oferta educativa se amplió en 1971 con la aprobación de la licenciatura en administración de empresas.

La dinámica del movimiento nacional de la reforma educativa obligó a la universidad a reorganizar sus planes y programas de estudios, así como técnicas y métodos académicos y administrativos.

En 1973 gestionó en Ciudad Sahagún, en el municipio de Tepeapulco, la construcción de la preparatoria Salvador Allende Gossens, plantel que incorporó sus estudios a la UAEH.
En el nivel superior se planteó una nueva organización con el fin de aumentar la oferta educativa a partir de semestres comunes.

En septiembre de 1974 propició la unidad de carreras y escuelas en institutos.
En ese periodo rectoral, el Honorable Consejo Universitario aprobó el reglamento de titulaciones, lo que permitió que en 1974 se llevara a cabo la primera ceremonia de titulación por promedio, cuando fue entregado el documento correspondiente a los pasantes de diversas carreras con promedio de nueve o más a lo largo de sus estudios profesionales y que no hubieran reprobado ninguna asignatura.

En 1975, por acuerdo del Honorable Consejo Universitario, nació la Escuela de Odontología.
Con la intención de atender las demandas de las funciones sustantivas universitarias, que además de la docencia incluyen la investigación y difusión cultural, fueron contratados los primeros académicos de tiempo completo. Para dar soporte a la investigación fue creado el Instituto de Investigaciones Científicas.

En el edificio central restauraron las escalinatas de cantera, que datan de 1887, y cambiaron los pisos de rectoría y tesorería.

La Escuela de Medicina se amplió con la construcción de instalaciones varias: aulas, espacios administrativos y de apoyo a la docencia, así como una cancha deportiva.
En 1973, la preparatoria dos de Tulancingo se trasladó a sus nuevas instalaciones, construidas de acuerdo con la demanda de estudios de nivel medio superior en la región.

Unidad universitaria

Los jóvenes de la Federación de Estudiantes del Estado de Hidalgo, surgida en 1966, junto con el rector Jesús Ángeles Contreras, solicitaron en 1970 al entonces candidato presidencial Luis Echeverría Álvarez la construcción de nuevas instalaciones que permitieran alojar a la universidad.

En su función de presidente de la República Luis Echeverría Álvarez recibió la información de que la universidad ya contaba con un terreno localizado Mineral de la Reforma, con una extensión de 38 hectáreas, derivado de la donación solidaria de su propietario, el señor Javier Contreras Camaño.

El 9 de diciembre de 1972, el licenciado Hugo Cervantes del Río, a la sazón secretario de la presidencia de la República y representante del presidente Echeverría, encabezó la ceremonia de la colocación simbólica de la primera piedra de la Unidad Universitaria (hoy Ciudad del Conocimiento); su primera etapa de construcción se entregó en 1975, ese mismo año concluía el periodo de la administración universitaria del rector Jesús Ángeles Contreras y vendría en consecuencia las gestiones para el equipamiento.

Decano universitario

El 15 de diciembre de 2004, el Honorable Consejo Universitario designó por unanimidad al licenciado Jesús Ángeles Contreras decano universitario vitalicio, quien de esa manera se convirtió en el séptimo maestro universitario en desempeñar tan honrosa distinción, la que cumplió con gallardía hasta su fallecimiento.

La publicación puede consultarse en las bibliotecas de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH), en la librería Carácter de Ciudad del Conocimiento y en https://www.uaeh.edu.mx/libros/50_aniversario. Esperamos sus comentarios en la dirección electrónica: [email protected]

Comentarios