El derroche económico de recursos públicos es una constante dentro de los gobiernos federal, estatal y municipal. Esto ha generado molestia entre la población, debido a que mientras las autoridades gastan a diestra y siniestra sin justificación y ausentes de sensibilidad, la desigualdad y pobreza crecen en el país.
El Instituto Estatal Electoral (IEE) no es la excepción, pues la necesidad de transporte para consejeros electorales, incluida la presidenta, así como directores de área, es prioridad a pesar de no ser año electoral.
De acuerdo con la consejera presidenta Guillermina Vázquez Benítez, la renovación del parque vehicular sucedió porque las otras unidades “eran obsoletas” y adquirieron vehículos de lujo, entre ellos una camioneta Ford Expedition con precio superior a 800 mil pesos.
Mientras los consejeros electorales gastaron más de 6 millones de pesos en esas unidades lujosas, el Consejo Nacional de Evaluación de las Políticas de Desarrollo Social (Coneval) informó que al menos existen 776 mil 600 hidalguense con alguna carencia de acceso a la alimentación, es decir, que no tienen recursos para tener al menos dos comidas al día, según las políticas de medición.

Beneficiado,
esposo de diputada priista

Mauricio Carrasco Brihuega, esposo de la diputada local priista Mayka Ortega Eguiluz, vendió al Instituto Estatal Electoral (IEE) siete vehículos de la marca KIA que son utilizados por los consejeros electorales.
De acuerdo con el contrato de compraventa obtenido por Libre por convicción Independiente de Hidalgo, a través de Transparencia, el organismo público electoral encabezado por Guillermina Vázquez Benítez adquirió dichas unidades a la empresa Autos Argenta, cuyo representante legal es Mauricio Carrasco, por la cantidad de 2 millones 799 mil 300 pesos.
El documento refiere que el proceso de adquisición fue mediante el método de invitación a tres proveedores bajo el número IEEH-01-2016; sin embargo, no da a conocer cuáles fueron las otras empresas invitadas, así como las características ofrecidas por Autos Argenta que convencieron a los integrantes del comité de adquisiciones, arrendamientos y servicios del IEE.
No obstante, la empresa es proveedora del gobierno estatal pues cuenta con registro ante la Secretaría de Contraloría y Transparencia Gubernamental de Hidalgo bajo el número 284-16.
Carrasco Brihuega, de acuerdo con fuentes consultadas, es pareja de la diputada priista Mayka Ortega y tratan de mantener bajo perfil pero en redes sociales han mostrado fotografías de ambos en diferentes viajes.
Inclusive la legisladora del Partido Revolucionario Institucional acompañó al representante legal de Autos Argenta durante la entrega de un automóvil de la marca KIA que realizó la directiva del Club Pachuca al medallista olímpico en Río 2016, Misael Rodríguez, previo al duelo de los Tuzos contra Rayados en agosto del año pasado.

Consejeros a todo lujo

Las siete camionetas de la marca automotriz KIA, modelo Sportage 2017, cuentan con toda la comodidad y lujo para que los consejeros electorales se sientan seguros al conducir por las calles de la ciudad.
Con base en la respuesta a la solicitud de información, con número de folio 00044717, realizada por este diario, las camionetas tienen seis velocidades con una capacidad de 62 litros de combustible, además de rin de 18 pulgadas y asientos de piel. Luces de proyección y encendido automáticas, faros de niebla tipo led, así como quemacocos panorámicos, volante de piel y vidrios electrónicos.
La seguridad de consejeros electores ante todo, pues según las especificaciones de la unidad, cuenta con seis bolsas de aire, frenos ABS, sistema de monitoreo de presión de neumáticos y sensores de reversa, entre otros aditamentos.
Cada camioneta costó 399 mil 900 pesos y están asignadas a los consejeros electores: Augusto Hernández Abogado, Blanca Estela Tolentino, Martha Hernández Hernández, Uriel Lugo Huerta, Salvador Franco Assad y Fabián Hernández García, así como al secretario ejecutivo del IEE Jerónimo Castillo Rodríguez.

Pago de contado

El informe de transparencia da cuenta que las 17 unidades adquiridas para renovar el parque vehicular fueron pagadas de contado. En total, el Instituto Estatal Electoral desembolsó 6 millones 677 mil 911 pesos.
El vehículo más caro que compró el organismo electoral fue la camioneta Chevrolet Tahoe SUV 2017 cuyo precio fue de 836 mil 629 pesos adquirida a la empresa Herrera Motors de Hidalgo.
De acuerdo con los documentos entregados a este diario, dicha camioneta está asignada a Gustavo Jaramillo de León, quien no aparece en el directorio colocado en el portal web del IEE. Fuentes consultadas refieren que esa camioneta es utilizada por Guillermina Vázquez Benítez, aunque a su área le fue asignada la unidad Ford Expedition Limited 2017 cuyo costo fue de 804 mil 464 pesos, tal como es mostrado por los documentos de Transparencia.
Vázquez Benítez aseguró en entrevistas anteriores que dicho vehículo es para uso utilitario y de operatividad del instituto.
El lujo también es característico de la unidad tal como muestra la factura a nombre de la agencia automotriz Ford Zapata Pachuca, donde fue adquirida, pues al interior cuenta con sistema antirrobo, apertura y cierre eléctrico de puertas, seis bolsas de aire, acceso inteligente sin uso de llave, botón de encendido de motor y remoto y cámara de reversa.
Así como calefacción en asientos delanteros de la camioneta, sistema de entretenimiento trasero con dos DVD, audífonos inalámbricos y quemacocos, entre otros aditamentos.
Otra unidad adquirida por el IEE fue una Urvan Nissan para 15 pasajeros cuyo costo fue de 445 mil 700 pesos, también el pago fue realizado en una sola exhibición a la agencia Nami Pachuca.
Mientras tanto, directores ejecutivos del IEE recibieron un Jetta Style Tiptronic 2017 cuyo precio unitario fue de 255 mil 974 pesos; en total por siete unidades el organismo electoral pagó en una sola exhibición un millón 791 mil 818 pesos a la distribuidora Volkswagen de Pachuca.

 

Empleados adquieren autos
propiedad del IEE; obtiene

solo 3 millones de pesos

De acuerdo con información proporcionada por el Instituto Estatal Electoral (IEE), para adquirir las 17 unidades nuevas el organismo público tuvo que enajenar 100 vehículos que tenía resguardados y como resultado de la venta obtuvo 3 millones 588 mil 852 pesos.
Este ingreso, dijo el instituto en un comunicado, fue invertido en parte para el costo de las nuevas unidades. Una parte de la enajenación fue realizada de manera interna para que empleados pudieran adquirir las unidades calificadas por el IEE como obsoletas.
Según la respuesta a la solicitud de información, con número de folio 00057817, realizada por este diario, da cuenta que el director de la organización electoral del IEE Alfredo Belmont Martínez adquirió dos de las 18 unidades enajenadas de manera interna; se trata de los vehículos Chevrolet LUV 2002 y Nissan Tsuru 2005 por las que pagó 41 mil 500 pesos y 32 mil pesos, respectivamente.
Belem Hernández Bonilla, adscrita al área de consejeros, también adquirió dos unidades: Nissan Tsuru 2005 por un costo de 30 mil 100 pesos cada uno.
De las 18 unidades que participaron en el proceso de enajenación interna solo 12 fueron adquiridas por empleados del IEE, la mayoría fueron Nissan Tsuru modelo 2005.
Sin embargo, el organismo electoral no dio a conocer el resultado del mismo proceso pero de manera externa, además en el portal web del organismo tampoco existe registro.
El IEE dio a conocer que de 2003 a 2016 tuvo gasto acumulado de 5 millones 505 mil 224 pesos destinado solo al sostenimiento de los 130 automóviles, cifra que incluyó conceptos como resguardo en bodega, pago de derechos (seguros, tenencia y verificación) y mantenimiento.

Vehículos eran usados

para fines particulares

La justificación del Instituto Estatal Electoral (IEE) para adquirir los vehículos fue para que consejeros electorales y directores atiendan actividades que legal y administrativamente tienen encomendadas, con esas unidades pretenden cumplir con mayor eficiencia y eficacia esas tareas; sin embargo, los primeros meses eran utilizadas para uso particular.
En la última sesión del instituto efectuada el 28 de febrero, representantes de medios de comunicación locales observaron que varias unidades designadas a consejeros y directores contaban en los asientos traseros con sillas para menores de edad, así como juguetes. El consejero electoral Salvador Franco Assad fue cuestionado al respecto y defendió el uso particular a dichos vehículos, pues incluso él lleva a sus hijos a la escuela antes de llegar al IEE, “son vehículos que están para el uso de los consejeros, a lo mejor en su traslado dejan a su bebé en su guardería. Entonces yo creo que el consejero puede traer a su bebé pues yo lo hago, voy a la guardería lo dejo y me vengo a trabajar, me queda en el camino”, respondió al cuestionamiento.
Los asientos adaptados para niños estaban ubicados en los vehículos Volkswagen Jetta Style Tiptronic 2017 cuyo costo unitario fue de 255 mil 974 pesos, destinados para directores de área, así como en las camionetas KIA modelo Sportage por las cuales pagaron 399 mil 900 pesos.

Rating: 4.0. From 1 vote.
Please wait...

Comentarios