Vinculan a proceso al Marro

181
al Marro

José Antonio N pidió durante una audiencia recibir un trato justo

Ciudad de México.- José Antonio N, a quien la Fiscalía General de la República (FGR) identifica como líder del cártel Santa Rosa de Lima, fue vinculado a proceso por el delito de delincuencia organizada en su modalidad de robo de combustible. Durante una audiencia realizada ayer, el sujeto pidió recibir un trato justo.

Según Reforma, el Marro dijo al juez: “No hice nada a nadie, que se me trate como una persona, sí hice lo que hice o no lo hice es otra cosa, que no se me tenga aislado, no soy indisciplinado, si se puede señoría, es lo que quería manifestar”.

Un magistrado de control del centro de justicia penal federal de El Altiplano, en el Estado de México, vinculó a proceso a José Antonio N y le dictó como medida cautelar prisión preventiva oficiosa y dos meses de plazo para que la FGR concluya las investigaciones.

La defensa descartó los datos de prueba presentados, porque aseguró que carecen de fundamento al tratarse, por ejemplo, de denuncias anónimas y notas periodísticas, señalamientos que la fiscalía negó.

El 9 de agosto, tras 12 horas de audiencia, José Antonio N fue vinculado pero por el ilícito de secuestro.

Ello después de que el 2 de agosto fue detenido por elementos de las fuerzas de seguridad pública del Estado y la Fiscalía General de Guanajuato, así como autoridades federales.

Junto con él, también fueron vinculados por secuestro las otras cinco personas detenidas en el operativo de hace una semana, las cuales están recluidas en el penal de Puentecillas, en la capital de Guanajuato, pues ellos, a diferencia del Marro, no enfrentan delitos federales.

La fiscalía estatal tendrá un periodo de cuatro meses para complementar su pesquisa.

El Marro, quien en julio cumplió 40 años, encabezaba el cártel Santa Rosa de Lima, organización dedicada principalmente al hurto de combustible, pero también a la extorsión, secuestro y narcomenudeo.

A partir de 2018, con la creciente presencia del cártel Jalisco nueva generación (CJNG) en Guanajuato, las agrupaciones se enfrascaron en una guerra por controlar el territorio, lo cual desató una ola de violencia que hasta la fecha no ha parado.

Su defensa descartó los datos de prueba presentados, porque aseguró que carecen de fundamento

Comentarios