La lucha por la presidencia de la junta de gobierno en el Congreso local sigue en un largo impasse. Este diario se comunicó con el coordinador de la bancada morenista Ricardo Baptista y confirmó que no ha habido acercamiento con el gobernador Omar Fayad, con quien está prevista una reunión institucional para dialogar sobre la crisis en el Legislativo local, que si bien se encuentra atemperada, aún sigue abierta en cuanto al diferendo original: la pugna por la presidencia de la junta de gobierno el primer año de trabajos legislativos. También, explicó el legislador, el acercamiento con el mandatario estatal tiene como fin sentar las bases de una agenda conjunta, sin perder de vista el respeto al equilibrio de poderes. Esto en cuanto al titular del Ejecutivo estatal. Y en cuanto a la coordinadora de la bancada priista Luisa Pérez Perusquía, Baptista dijo que ya ha habido acercamientos y existe diálogo, pero poco se ha avanzado respecto al conflicto por la presidencia de la junta de gobierno. En este caso, comentó, se prevé una reunión… pero hasta el próximo lunes. Aquí el punto es que se atraviesa la visita a Pachuca del presidente electo Andrés Manuel López Obrador este domingo, acto que podría influir respecto a la dirección que tome la crisis en el Congreso local. Lo que queda claro es que el balón ya está en la cancha de la bancada priista y del gobierno estatal. No se puede decir, expresó Baptista a este diario, que Morena no tiene disposición al diálogo y a que esta crisis se resuelva de una vez por todas. De filón. El linchamiento de un trabajador de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo (PGJEH) en Metepec el pasado jueves prendió todas las alarmas en el gobierno estatal. El secretario de Seguridad Pública Mauricio Delmar no tuvo empacho en decir que los responsables la van a pagar. Ya veremos.

Comentarios